Aliados de Turquía en Afrin siguen saqueando, robando y torturando