• Milicianos kurdos de las Unidades de Protección Popular patrullan por la provincia siria de Al-Hasaka, 22 de agosto de 2016. (Foto: Reuters)
Publicada: jueves, 17 de diciembre de 2020 1:41

Irak denuncia un ataque supuestamente ejecutado por milicianos kurdos de las Unidades de Protección Popular (YPG, en kurdo) en su frontera con Siria.

Según ha informado la agencia estatal de noticias NINA, el primer ministro iraquí, Mustafa al-Kazemi, abordó el miércoles un ataque perpetrado en Siria, donde un grupo armado presente en el país árabe habría atacado posiciones de las fuerzas kurdo-iraquíes (Peshmerga) y las fuerzas iraquíes para facilitar el tráfico de armas y personas en la zona.

Al-Kazemi exigió que se adopten todas las medidas legales para evitar la repetición de este tipo de incidentes.

Por su parte, el viceministro de Asuntos de los Peshmerga del Gobierno del Kurdistán iraquí, Sarbast Lazgin, confirmó el suceso durante una rueda de prensa, detallando que un grupo de ocho miembros de las YPG cruzó la frontera, provocando que los Peshmerga desplazados en la zona lanzaran advertencias.

“Tres de ellos se retiraron, pero cinco de ellos mantuvieron su avance, como si intentaran distraer a nuestras fuerzas. Luego fuimos atacados por un grupo de entre 50 y 60 hombres armados que llegaron desde Rojava”, indicó Lazgin.

 

Al enfatizar que los milicianos de las YPG están actuando bajo la dirección del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK, por sus siglas en kurdo) y con el respaldo de EE.UU., Lazgin denunció que la llamada coalición internacional anti-Daesh ha estado entregando armas pesadas a estos grupos terroristas durante años, so pretexto de luchar contra los extremistas.

Cabe señalar que el apoyo de la coalición internacional contra Daesh tiene lugar mientras el Gobierno de Damasco ha denunciado, una y otra vez, la presencia militar ilegal de las fuerzas extranjeras en su suelo, así como el apoyo financiero, armamentístico y logístico a las agrupaciones terroristas.

En este sentido, tras indicar que la región del Kurdistán ha soportado muchos perjuicios por la presencia de las fuerzas del PKK, Lazgin reiteró que las autoridades regionales quieren que este grupo abandone la zona y expresó su deseo de que los problemas de la región se resuelvan de forma pacífica, a través del diálogo.

nkh/anz/mkh