• Altos mandos militares estadounidenses observan una operación en la base aérea de Ayn al-Asad, situada en la provincia iraquí de Al-Anbar, septiembre de 2016.
Publicada: domingo, 14 de abril de 2019 23:18
Actualizada: lunes, 15 de abril de 2019 16:04

EE.UU. ha contratado unas compañías extranjeras para transferir sus equipos militares a la provincia iraquí de Al-Anbar por la supuesta creación de nuevas bases.

“Las empresas de seguridad de mercenarios transportan armas y diversos equipos militares de Siria y Jordania a las regiones occidentales” de Irak, ha revelado este domingo una fuente de seguridad de Al-Anbar (oeste) en declaraciones a la agencia local Al maalomah.

Además, ha detallado que las fuerzas estadounidenses han encargado la responsabilidad de dicha transferencia a las compañías de seguridad de diferentes países ya que “temen de ser atacadas” al tiempo de transportar estos equipos.

De acuerdo con esta fuente, aún son desconocidas las razones reales de esta transferencia y la identidad de las empresas extranjeras, las cuales “tienen contratos con las fuerzas estadounidenses estacionadas en la base aérea de Ayn al-Asad (en Al-Anbar) sin aviso del Gobierno central”.

Sin embargo, Al maalomah ha recordado que Qosay al-Anbari, director de la oficina de Badr, reveló el jueves pasado que Estados Unidos pretende establecer nuevas bases militares y campamentos en la provincia de Al-Anbar.

Las empresas de seguridad de mercenarios transportan armas y diversos equipos militares de Siria y Jordania a las regiones occidentales” de Irak, ha revelado una fuente de seguridad de Al-Anbar en declaraciones a la agencia local Al maalomah.

 

EE.UU. tiene estacionados en Irak a unos 5000 soldados. Según fuentes militares norteamericanas, el Departamento de Defensa de EE.UU. (el Pentágono) está considerando, además, establecer, cerca de la frontera sirio-iraquí, un comando que pueda ingresar en el territorio sirio, en cualquier momento para llevar a cabo misiones especiales.

No obstante, la presencia de tropas estadounidenses en Irak ha recibido críticas de diversas agrupaciones políticas, que acusan a Washington de apoyar a grupos extremistas y de sumir al país árabe en el caos tras la invasión de 2003. De hecho, Irak se opone a la presencia permanente de fuerzas extranjeras, incluidas las de EE.UU.

bhr/rha/hgn/alg

Comentarios