• El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, en el 150.º aniversario de la primera guerra cubana de independencia, 10 de octubre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: domingo, 14 de octubre de 2018 1:22

El presidente de Cuba, Miguel Mario Díaz-Canel Bermúdez, reclama el fin del bloqueo estadounidense a la isla, para permitir su desarrollo.

“El bloqueo de EE.UU. contra Cuba es el sistema de sanciones económicas más abarcador y prolongado que se haya aplicado jamás contra país alguno”, ha tuiteado este sábado el presidente del Consejo de Estado y de Ministros de la República de Cuba.

En su mensaje, marcado con etiquetas en que reclama el fin del bloqueo como “NoMasBloqueo” y “UnblockCuba” (“Desbloqueen Cuba”, en inglés), el mandatario describe el bloqueo, en pie desde hace 58 años, como “el principal obstáculo al desarrollo” de la isla.

Díaz-Canel y otros responsables cubanos han multiplicado en las últimas semanas los llamados a acabar con el bloqueo, cuando la Asamblea General de Naciones Unidas (AGNU) se dispone a votar el 31 de octubre un proyecto de resolución presentado por La Habana para exigir la retirada de las sanciones.

El pasado 6 de octubre, los legisladores de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP) cubana pidieron a sus pares de todos los países del mundo mediante una declaración apoyo para romper el cerco económico, financiero y comercial impuesto por los Estados Unidos.

El bloqueo de EE.UU. contra Cuba es el sistema de sanciones económicas más abarcador y prolongado que se haya aplicado jamás contra país alguno”, ha denunciado el presidente del Consejo de Estado y de Ministros de la República de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez.

 

En el texto, los parlamentarios cubanos llamaron la atención por otra parte sobre el hecho de que el bloqueo de Washington no ha surtido el efecto esperado por sus impulsores —llevar al pueblo cubano a desistir de la Revolución de 1959—, pese a las gravísimas secuelas dejadas sobre la isla.

De acuerdo con una evaluación difundida por el canal multiestatal Telesur, las pérdidas económicas infligidas a Cuba por las acciones hostiles de Estados Unidos ascienden a prácticamente 134 500 millones de dólares, sin hablar del costo humano, “considerado incalculable”.

En el reciente 73.º período de sesiones de la AGNU, distintos países hispanoamericanos expresaron su repudio al asedio económico norteamericano a Cuba, incluidos México, Venezuela, Ecuador y Bolivia.

mla/ncl/mjs/mkh

Comentarios