• Un proceso de repostaje aéreo realizado por un avión estadounidense.
Publicada: viernes, 14 de diciembre de 2018 6:44

El Pentágono busca recuperar 331 millones de dólares de Arabia Saudí y los EAU por el repostaje aéreo de aviones de la coalición durante su agresión a Yemen.

El senador estadounidense Jack Reed, el principal demócrata en el Comité de Servicios Armados del Senado, informó el jueves la decisión del Departamento de Defensa del país norteamericano (el Pentágono) y lo calificó de una buena noticia para los contribuyentes estadounidenses.

“Desde el marzo de 2015 hasta el 11 de noviembre de 2018, EE.UU. ha prestado la asistencia de reabastecimiento en vuelo a la coalición árabe. Debido a los errores que el Pentágono ha cometido en la contabilidad de los costos (de los servicios) no se ha recibido de Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU) el reembolso completo y exacto”, escribió en su página en el sitio web del Senado.

El demócrata Reed destacó la importancia de una supervisión estricta a las actividades del Pentágono y subrayó que los estadounidenses no deben verse obligados a asumir este tipo de costos.

El Departamento de Defensa de EE.UU. confirmó en noviembre los errores en la contabilidad por los cuales no se había facturado a la coalición de forma adecuada por los servicios de combustible y repostaje luego de que Jack Reed pidiera en marzo en una carta dirigida al jefe del Pentágono, James Mattis, la recuperación del monto total de los servicios prestados.

Desde el marzo de 2015 hasta el 11 de noviembre de 2018, EE.UU. ha prestado la asistencia de reabastecimiento en vuelo a la coalición árabe. Debido a los errores que el Pentágono ha cometido en la contabilidad de los costos (de los servicios) no se ha recibido de Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU) el reembolso completo y exacto”, informó el senador Jack Reed, el principal demócrata en el Comité de Servicios Armados del Senado de EE.UU.

 

Los militares norteamericanos proporcionaron el reabastecimiento de combustible a la llamada coalición liderada por Arabia Saudí en su agresión contra el pueblo de Yemen hasta noviembre, cuando terminó la ayuda en medio de crecientes críticas en el Senado que, por fin, votó el jueves a favor del cese del apoyo militar que le brinda Washington a Riad en su guerra contra Yemen.

Los senadores estadounidenses también aprobaron a viva voz una resolución en la cual señala al príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, como el responsable del asesinato del periodista disidente saudí Jamal Khashoggi, drogado y descuartizado en el consulado del reinado árabe en la ciudad turca de Estambul.

Aunque las huellas de Bin Salman están en la agresión saudí a Yemen (2015), en la gigantesca purga de príncipes del reino, en el “secuestro” del premier libanés, Saad Hariri (ambos en 2017), y ahora en el asesinato de Khashoggi, países como España, EE.UU. y Canadá, han confirmado que no van a declarar nulos los acuerdos multimillonarios de armas que han suscrito con Riad.

msm/ktg/ahn/hnb

Comentarios