• Un convoy militar estadounidense cerca de un campo petrolero en Al-Rumailan, en Al-Hasaka (noreste de Siria), 1 de julio de 2020. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 27 de octubre de 2020 8:59

EE.UU., que despliega casi a diario refuerzos en Siria, acaba de ingresar un nuevo convoy con cargas bélicas en la zona petrolera de la provincia de Al-Hasaka.

Un convoy, compuesto por 40 camiones, escoltado por 6 vehículos militares estadounidenses, entró el lunes en Siria, procedente de Irak, a través del cruce fronterizo de Al-Walid”, según precisó la agencia oficial siria de noticias, SANA.

El medio sirio, que cita a fuentes locales bajo condición de anonimato, agregó que dicha caravana militar, cargada con armas y equipos logísticos, se dirigió directamente a la localidad de Al-Shadadi, en la parte sureña de la provincia de Al-Hasaka, donde EE.UU. ha establecido algunas bases militares.

Además, explicó, los integrantes de las llamadas Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), respaldadas por EE.UU., cortaron una carretera en el centro de la ciudad de Al-Shadadi para facilitar el cruce del convoy norteamericano.

 

Pese a las denuncias y negativas del pueblo y del Gobierno sirios, la Administración norteamericana, presidida por Donald Trump, sigue enviando suministros y equipos militares a las zonas orientales y nororientales del país árabe, so pretexto de “proteger” los pozos de petróleo de los grupos terroristas.

Estas zonas, prósperas en hidrocarburos, han sido recientemente escenario de una escalada provocada por EE.UU., cuyas tropas se han medido con las fuerzas sirias y rusas en repetidas ocasiones.

Siria, que no ha autorizado la presencia militar estadounidense en su territorio, denuncia que EE.UU. está “saqueando” su petróleo. Al respecto, Rusia ha revelado mediante imágenes satelitales la implicación de Washington en el contrabando del oro negro del país levantino.

Ante esta tesitura, el presidente sirio, Bashar al-Asad, ha asegurado que, una vez se produzca la liberación de la provincia noroccidental de Idlib, considerada el último bastión de los terroristas en el noroeste del país, el Ejército de Siria acabará con la ocupación estadounidense.

myd/ktg/fmk/mkh