• Restos del Boeing ucraniano estrellado cerca del Aeropuerto Internacional Imam Jomeini, en Teherán (capital iraní), 8 de enero de 2020. (Foto: AFP)
Publicada: domingo, 19 de enero de 2020 18:32
Actualizada: domingo, 19 de enero de 2020 21:09

Un nuevo informe apunta a la posibilidad de que el reciente derribo de un avión ucraniano en Irán fuera causado por un ataque cibernético de EE.UU. o Israel.

Philip M.Giraldi, exagente de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA, por sus siglas en inglés) y experto en antiterrorismo, ha destacado que el error humano cometido por los operadores de misiles iraníes no puede ser la única razón detrás del incidente que resultó, el pasado 8 de enero, en el trágico accidente del Boeing 737 de Ucrania cerca de Teherán (capital persa).

“Lo que parece haber sido un caso de mala gestión o errores humanos incluye algunos elementos que aún no se han explicado”, así argumentó Giraldi en un artículo publicado recientemente por el portal web American Herald Tribune.

Un informe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Irán reportó la semana pasada que el avión fue derribado “de manera involuntaria” y por un “error humano” en un momento en el que los militares iraníes estaban en “alerta máxima” por las tensiones con EE.UU. después de que este país asesinara, en un atentado, al comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el teniente general Qasem Soleimani.

Giraldi sostiene, no obstante, que el sistema de defensa aérea iraní probablemente se colocó en modo manual como resultado del posible bloqueo electrónico proveniente de una fuente desconocida, “posiblemente por parte de EE.UU. o incluso por parte de Israel”.

Según varios informes, el operador de misiles iraní experimentó un considerable bloqueo y el transpondedor del avión fue apagado (...) También hubo problemas con la red de comunicación del Comando de Defensa Aérea. Son cosas que podrían estar interrelacionadas”, hace entrever el exespecialista de la CIA.

 

“Debido a lo que sucedió esa mañana en Teherán, es plausible suponer que algo o alguien interfirió deliberadamente tanto en la defensa aérea iraní como en el transpondedor del avión, posiblemente como parte de un intento por provocar un accidente de aviación que pudiera atribuirse al Gobierno de Irán”, agrega Giraldi.

Aunque las autoridades persas aún no han reportado una infiltración cibernética en este trágico incidente, un informe presentado anteriormente por la División Aeroespacial del CGRI indicó que el operador del sistema, que solo tenía 10 segundos para decidir, identificó erróneamente al avión de pasajeros como un misil de crucero entrante.

Este accidente aéreo ocurrió en una situación de terrible tensión posterior a la ofensiva con misiles de Irán contra las bases militares de Estados Unidos en Irak, en represalia por el despiadado ataque de Washington contra uno de sus altos comandantes.

El Gobierno iraní ha lamentado en reiteradas ocasiones que el “error humano” que causó el derribo del avión ucraniano tuviera lugar en medio de la “atmósfera de intimidación y amenazas” provocada por EE.UU. tras el asesinato del general Soleimani.

myd/anz/hnb

Comentarios