• El líder norcoreano, Kim Jong-un (C), inspeccionando a la guardia ceremonial durante el desfile militar en Pyongyang, la capital, 11 de octubre de 2020. (Foto: KCNA)
Publicada: miércoles, 14 de octubre de 2020 10:25
Actualizada: miércoles, 14 de octubre de 2020 11:34

Corea del Norte nombra a Kim Jong-gil, un general de tres estrellas, como nuevo comandante para sus Fuerzas Estratégicas, encargadas de los sistemas de misiles.

La televisión estatal norcoreana KCTV ha anunciado este miércoles la designación de Kim Jong-gil como comandante de las Fuerzas Estratégicas al emitir las imágenes del desfile militar del pasado sábado para conmemorar el 75.º aniversario de la fundación del gobernante Partido de los Trabajadores.

Kim Jong-gil fue ascendido a general de tres estrellas en mayo, tras ser nombrado mayor general en 2015, y ahora ha reemplazado al general Kim Rak-gyon, anterior comandante de las Fuerzas Estratégicas del país.

Las Fuerzas Estratégicas fueron establecidas en 2014 al expandir las Fuerzas Estratégicas de Cohetes de Corea del Norte que son una de las cinco ramas del Ejército Popular del país asiático.

Esta importante unidad castrense ha estado a cargo del desarrollo de un nuevo misil balístico intercontinental (ICBM, por sus siglas en inglés), desvelado durante el desfile militar del sábado pasado en Pyongyang, la capital.

Durante el mencionado desfile, Corea del Norte presentó una serie de armas estratégicas, incluidos un misil balístico de lanzamiento desde submarinos (SLBM, por sus siglas en inglés), un ICBM que, según varios medios, se encontraría entre los más grandes del mundo si entrara en funcionamiento, entre otros equipos militares.

 

Los expertos creen que el desfile tuvo un mensaje claro a Estados Unidos y mostró la determinación de Pyongyang para seguir desarrollando sus programas de armas si no recibe garantías de seguridad por parte de Washington, pero que está abierto a retomar el diálogo para desnuclearizarse a cambio de la rebaja de sanciones, un proceso que lleva atascado casi dos años.

El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, en un discurso que ofreció en el acto conmemorativo, enfatizó que los misiles no estaban dirigidos a ningún país, pero advirtió que Pyongyang no dudaría en utilizar su capacidad militar en caso de ver arriesgada su seguridad territorial.

 “Si alguna fuerza daña la seguridad de nuestra nación, movilizaremos plenamente nuestro poder ofensivo más fuerte de manera preventiva para castigarlos”, dijo el líder norcoreano.

ftm/ktg/msm/rba