• El canciller brasileño, Aloysio Nunes, concede una entrevista a la agencia AFP, 28 de agosto de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: lunes, 24 de diciembre de 2018 1:40

El canciller de Brasil advierte al futuro presidente, Jair Bolsonaro, de que su país “no gana nada” con la posible mudanza de la embajada ante Israel a Al-Quds.

“No solo es una cuestión de comercio. Es una condición de respeto de Brasil a la ley internacional”, aseveró el actual ministro de Asuntos Exteriores del país suramericano, Aloysio Nunes, en una entrevista publicada el sábado por el diario local O Estado de Sao Paulo.

El canciller brasileño, quien será sustituido a partir del próximo 1 de enero por Ernesto Araujo, asegura que el traslado de la misión diplomática de Tel Aviv a la ciudad de Al-Quds (Jerusalén) “no beneficiaría para nada” al gigante sudamericano.

En todo caso, el jefe de la Diplomacia brasileña llamó al presidente electo, el ultraderechista Bolsonaro, a abandonar su promesa electoral y no romper la tradición diplomática brasileña de los últimos 50 años.

Bolsonaro, quien juramentará el cargo el 1 de enero de 2019, al seguir los pasos de su homólogo estadounidense Donald Trump, correrá el riesgo de aislar diplomáticamente a su país, al tiempo que lo expone a represalias comerciales de los países árabes, grandes importadores de carne brasileña.

No solo es una cuestión de comercio. Es una condición de respeto de Brasil a la ley internacional”, aseveró el actual ministro de Asuntos Exteriores del país suramericano, Aloysio Nunes, sobre el eventual traslado de la embajada de Tel Aviv a Jerusalén.

 

De hecho, Bolsonaro, un nostálgico de la dictadura militar, cumplió las expectativas de las influyentes iglesias evangélicas al anunciar su intención de trasladar la embajada de Brasil a Al-Quds.

No obstante, parece que el presidente electo dio marcha atrás en su decisión por posibles represalias de algunos países musulmanes al indicar en noviembre pasado que el traslado “no fue todavía decidido”.

Tras la Guerra de los Seis Días de 1967, el régimen de Israel tiene ocupado Cisjordania, territorio palestino, al igual que Al-Quds. Esta anexión israelí nunca ha sido reconocida por la comunidad internacional.

Con fecha anterior, la Liga Árabe (LA) conminó a Bolsonaro a no trasladar su embajada a Al-Quds, advirtiendo de que “un paso como este no solo dañaría los intereses de los palestinos, sino que reduciría drásticamente las oportunidades de lograr una paz de gran alcance”.

mjs/ktg/hgn/alg

Comentarios