• Representación gráfica de un dron yemení de tipo Qasef-2k. (Foto: Al Masirah)
Publicada: jueves, 13 de mayo de 2021 7:44
Actualizada: jueves, 13 de mayo de 2021 9:40

Unos 12 misiles y drones yemeníes impactan en la petrolera Aramco y el aeropuerto de Najran, ambos en Arabia Saudi, en respuesta legítima a la agresión saudí.

El portavoz del Ejército de Yemen, el teniente general Yahya Sari, ha informado de un nuevo ataque ejecutado la madrugada de este jueves (hora local) contra las instalaciones de la petrolera Aramco, situada en la ciudad de Yida (oeste) y el aeropuerto de Najran (sur), así como otros objetivos sensibles.

El militar yemení, tras detallar que en la ofensiva se utilizaron siete misiles tipos Badr y Sair y cinco aviones no tripulados (drones) tipo Qasef-2k, ha asegurado que los ataques alcanzaron con precisión el blanco trazado.

“Este objetivo se inscribe en el marco de una respuesta legítima a la escalada de la agresión y un asedio total contra el pueblo yemení”, ha aseverado el general Sari, mediante una serie de mensajes divulgados en su cuenta de Twitter.

 

A pesar de que, según la Organización de Naciones Unidas (ONU), las agresiones de la llamada coalición liderada por Arabia Saudí contra Yemen han convertido este país en un “infierno”, la coalición saudí continúa su brutal agresión con el apoyo del Occidente.

Mientras tanto, las operaciones aéreas de las Fuerzas Armadas de Yemen, respaldadas por los combatientes del movimiento popular Ansarolá, contra los objetivos estratégicos, situados en el territorio saudí, aumentan a un ritmo vertiginoso y el impacto mediático que provocan irritan a las autoridades de Riad.  

El uso de drones y los misiles por las Fuerzas Armadas de Yemen han cambiado el rumbo de la guerra hasta el punto que Arabia Saudí no sabe, si proteger sus propias ciudades o los últimos bastiones de sus mercenarios en Yemen.

En esta línea, las fuerzas yemeníes han prometido seguir intensificando sus acometidas de represalia contra los sitios militares e instalaciones esenciales en el reino árabe hasta que la coalición liderada por los Al Saud detenga sus ataques indiscriminados contra la nación yemení.

Desde marzo de 2015, cuando se inició la agresión bélica de dicha coalición saudí, miles de personas han muerto, la mayoría de ellos niños y mujeres, y gran parte de la infraestructura de Yemen está en ruinas.

Yemen está dispuesto a detener todas sus operaciones militares a cambio de que los países agresores detengan todas sus operaciones militares y levanten el asedio sin condiciones y se retiren de Yemen”, aseveró el viernes Muhamad al-Bajiti, miembro del Consejo Político Supremo de Yemen.

mdh/ncl/hnb