• Simpatizantes del expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva portan carteles con su foto en una manifestación en Sao Paulo, 11 de abril de 2018.
Publicada: domingo, 8 de julio de 2018 15:48
Actualizada: domingo, 8 de julio de 2018 18:11

Un juez federal ordena la liberación de Lula da Silva tras aceptar una solicitud de “habeas corpus” de los diputados del Partido de los Trabajadores (PT).

El juez Rogerio Favreto, del Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4), con sede en Porto Alegre, ha ordenado que el expresidente brasileñó Luiz Inácio Lula da Silva sea liberado este domingo, tras aceptar el pedido de “habeas corpus” presentado por los diputados Wadih Damous, Paulo Pimenta y Paulo Teixeira del PT.

Según recoge el diario brasileño Globo, el juez ha determinado que la medida sea cumplida en régimen de “urgencia”. “Cúmplase con régimen de urgencia en esta fecha mediante la presentación de la orden de excarcelación o de esta orden a cualquier autoridad policial presente en la sede de prisiones de la Superintendencia de la Policía Federal en Curitiba, donde se encuentra recluido el sujeto”, ha apuntado Favreto.

En enero, Lula fue condenado a 12 años y un mes de prisión en segunda instancia por supuesta corrupción asociada al caso Lava Jato y recibir sobornos de la constructora brasileña Odebrecht a cambio de facilitarle contratos públicos.

Cúmplase con régimen de urgencia en esta fecha mediante la presentación de la orden de excarcelación o de esta orden a cualquier autoridad policial presente en la sede de prisiones de la Superintendencia de la Policía Federal en Curitiba, donde se encuentra recluido el sujeto (el expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva)”, apunta el juez Rogerio Favreto, del Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región (TRF-4).

 

El exmandatario ha dicho una y otra vez que su encarcelamiento es una injusticia hecha al pueblo brasileño y una falta de respeto a la Constitución del país. Insiste en que el proceso lanzado contra él tiene motivación política, ya que, según denuncia, no hay pruebas de los delitos que se le achacan.

El Partido de los Trabajadores propuso a Lula como su candidato presidencial, confiando en que salga pronto de la prisión y haga la precampaña para las elecciones del próximo mes de octubre, pese a la condena que le puede dejar virtualmente inhabilitado.

Pese a estar en prisión, Lula es el candidato más popular para las presidenciales en Brasil y ha duplicado en número de votos a cualquier otro posible contendiente, según indican las encuestas.

mnz/lvs/rba/hnb

Commentarios