• El ministro de Exteriores de Argentina, Héctor Timerman
Publicada: martes, 28 de abril de 2015 18:40

El ministro de Exteriores de Argentina, Héctor Timerman, ha presentado este martes su renuncia “indeclinable” como miembro de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA) argumentando que la AMIA y DAIA impiden la investigación sobre el atentado contra la sede de la AMIA en 1994.

Timerman ha informado de su dimisión en una carta dirigida al presidente de la AMIA, Leonardo Jmelnitzky, en la que critica que la AMIA y la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA) "con su accionar obstruccionista, continúan impidiendo el avance de la investigación del criminal atentado terrorista".

El presidente de la AMIA, Leonardo Jmelnitzky

 

Asimismo ha lamentado que estas organizaciones inciten, “a veces sin desearlo”, a quienes tratan de aprovecharse de “dicha tragedia para fines contrarios a los intereses nacionales, tanto políticos como económicos y sociales”.

A su juicio, el objetivo de tales instituciones es “mantener la denuncia contra los sospechosos”, además de bloquear la posibilidad de comenzar el juicio “obstaculizando los instrumentos de cooperación judicial acordados con Irán”.

En alusión al memorándum de entendimiento firmado (el 27 de enero de 2013) entre Argentina e Irán, confirmado tanto por la "Interpol como por Amnistía Internacional (AI)", entre otros organismos, ha dicho que "una construcción tan llamativa como que el propio fiscal Alberto Nisman que proveyó las pruebas contra los sospechosos fuese quien lideró junto a los dirigentes comunitarios la intensa campaña contra el instrumento legal que superaba los impedimentos constitucionales que frenaban avanzar con el juicio".

Nisman, encargado del caso del atentado contra la AMIA, fue encontrado muerto el pasado 18 de enero, junto a un arma de fuego del calibre 22 en el baño de su vivienda. Esta muerte ha sido utilizada por opositores del Gobierno y medios de comunicación para tratar de acusar al Ejecutivo argentino de un supuesto encubrimiento sobre la causa AMIA.

El fiscal Alberto Nisman fue hallado muerto en su residencia en Buenos Aires

 

Por otra parte, el canciller argentino ha criticado en la misiva que la AMIA y la DAIA “han vuelto a caer en la vulgar acusación que todo judío que critica su accionar, y no son pocos, los que sean tildados con el gastado argumento de ser judíos vergonzantes”.

De igual manera ha destacado que la AMIA "no alcanza con organizar actos una vez por año" y "menos con invitar a oradores sinvergüenzas que se arrogan el derecho de definir traidores y leales, si al mismo tiempo la dirigencia comunitaria impide que avance la causa judicial".

El atentado contra la sede de la AMIA en Buenos Aires, capital de Argentina, cometido el 18 de julio de 1994, se saldó con 85 muertos y más de 300 heridos.

Cabe destacar que un día después de la muerte de Nisman, la mandataria argentina, Cristina Fernández, anunció su decisión de desclasificar los archivos relacionados con el caso AMIA.

Pocos días antes de su muerte Nisman presentó el 14 de enero una denuncia contra Fernández y  Timerman, a los que acusaba de encubrimiento agravado de los sospechosos del atentado contra la sede de la AMIA.

Recientemente, Timerman aseguró que la denuncia contra el Gobierno de Fernández se basa en una "mentira". “El señor Nisman nunca presentó ninguna evidencia”, recalcó.

fdd/anz/rba

Comentarios