• Ucrania da un paso más hacia la guerra con Rusia
Publicada: martes, 4 de diciembre de 2018 3:24
Actualizada: martes, 4 de diciembre de 2018 9:56

El presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, desplegó tropas de reserva en las fronteras con Rusia y en varios puertos ante el temor de un supuesto ataque ruso.

“Hablamos no solo de los sectores de la frontera ruso-ucraniana, sino también de los puertos, de la defensa de los mares Azov y Negro y también de garantizar la defensa antiaérea”, dijo el lunes el mandatario ucraniano al inspeccionar unas maniobras militares en la región fronteriza de Chernigóvskaya.

Poroshenko, que la semana pasada había declarado el estado de excepción durante 30 días en diez regiones que están bajo la amenaza de “un posible ataque” por parte Rusia, dijo que en dichas zonas se efectuarán ejercicios militares y ensayos de movilización de las tropas de reserva.

El jefe de Estado ucraniano ensalzó los progresos experimentados en los últimos cuatro años y medio por el Ejército de su país, y aseguró que las Fuerzas Armadas de Ucrania “están preparadas para hacer frente al enemigo”.

Hablamos no solo de los sectores de la frontera ruso-ucraniana, sino también de los puertos, de la defensa de los mares Azov y Negro y también de garantizar la defensa antiaérea”, dijo el presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, después de ordenar el despliegue de las tropas de reserva en las fronteras con Rusia.

 

El sábado, Poroshenko afirmó que Rusia había desplegado a unos 80 000 soldados, además de más de 3000 tanques y vehículos militares, en la frontera, en la anexionada Crimea y en las zonas del este de Ucrania bajo control de los independentistas.

El presidente ucraniano acusó el domingo a Moscú de tratar de invadir los puertos ucranianos de Mariúpol y Berdiansk y crear un corredor terrestre hacia Crimea, un alegato descartado por un portavoz del Kremlin.

La escalada de tensiones entre Moscú y Kiev se intensificó nuevamente, después de que la Armada rusa capturara el 25 de noviembre tres buques de guerra ucranianos que llevaban a cabo “maniobras peligrosas” en el estrecho de Kerch, en la estratégica zona del mar de Azov, entre la península de Crimea (adherida en 2014 a la Federación Rusa) y el sureste de Ucrania.

Las autoridades rusas acusan al Gobierno de Kiev de escenificar una provocación para aumentar la tensión en la zona y llevar a Occidente a imponer nuevas sanciones a Moscú.

ftm/ncl/ahn/hnb

Comentarios