• Estudiantes sirios en una escuela en Al-Qamishli, 13 de septiembre de 2020. (Foto: SANA)
Publicada: martes, 22 de septiembre de 2020 10:56

Un informe denuncia la ocupación de las milicias respaldadas por EE.UU. de las escuelas en Al-Hasaka, que priva a unos 100 000 estudiantes sirios de la educación.

En un reporte publicado el lunes, la agencia oficial siria de noticias, SANA, ha advertido de la crítica situación de algunas escuelas en la provincia de Al-Hasaka (noreste), una semana después del inicio del nuevo año escolar.

Las llamadas Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), apoyadas por EE.UU., han ocupado más de 2400 escuelas y centros de aprendizaje en Al-Hasaka y los han convertido en un centro militar y prisión, alerta SANA, citando a uno de sus corresponsales en dicha zona.

Conforme a las cifras ofrecidas por la Dirección de Educación de Al-Hasaka, las milicias kurdas anteriormente se habían hecho con el control de unas 2285 escuelas de todos los niveles educativos en dicha provincia y poco antes del inicio del nuevo año escolar, se apoderaron de otras 118.

Tal situación ha provocado que en cada aula participen más de 70 estudiantes sirios, algunos de los cuales se ven obligados a estar de pie o sentarse en el suelo, porque no hay espacio para colocar asientos, agrega, advirtiendo del peligro que amenaza a los alumnos en medio de la propagación de la pandemia del nuevo coronavirus, causante de la COVID-19.

 

Además, prosigue, el crimen de la milicia kurdo-árabe patrocinada por Washington ha privado a unos 100 000 estudiantes y alumnos de la educación, algo que constituye una violación de los derechos educativos garantizados por las leyes internacionales.

Por su parte, las familias de los estudiantes sirios consideraron las prácticas de las FDS un crimen contra miles de niños y jóvenes y una amenaza para su futuro. Al respecto, rechazan el mutismo y la negligencia de los órganos de derechos humanos de las Naciones Unidas y urgen una intervención internacional para detener tales acciones.

Pese a este tipo de crímenes, Washington sigue respaldando a los referidos milicianos y les envía constantemente convoyes militares, equipados con suministros bélicos y logísticos, so pretexto de luchar contra el grupo terrorista Daesh.

Damasco acusa a las FDS y las fuerzas de EE.UU. de haber cometido todo tipo de crímenes contra el pueblo sirio, y promete expulsar pronto a todas las tropas ocupantes, incluidas las estadounidenses.

fmk/rha/msm/mkh