• Venezuela: Agresión a Palestina es agresión a todo el mundo
Publicada: jueves, 21 de mayo de 2020 22:39
Actualizada: sábado, 23 de mayo de 2020 2:47

El embajador venezolano en Nicaragua considera determinante que el pueblo palestino decida su futuro para lograr una solución definitiva al conflicto con Israel.

El embajador venezolano José Francisco Javier Arrúe De Pablo ha sostenido este jueves una entrevista con HispanTV, sobre diversos temas en torno al conflicto palestino-israelí.

En primer lugar, ha indicado que el llamado ‘acuerdo del siglo’ presentado en enero por EE.UU como solución para el conflicto palestino-israelí, es otro “signo de la prepotencia hegemónica de los EE.UU.”, que históricamente se creen “los policías, los dueños, los árbitros y los jueces de todo el mundo” y hoy esta política se ha visto exacerbada por el presidente estadounidense Donald Trump.

El ‘acuerdo del siglo’ es verdaderamente ridículo porque no tiene en cuenta al pueblo palestino que es la base y la razón de cualquier solución que se pretenda buscar a ese conflicto que hace sufrir desde hace decenas de años al noble y valiente e imbatible pueblo palestino”, subraya el embajador.

En base a ese acuerdo, el nuevo gabinete israelí pretende anexarse partes de Cisjordania ocupada. Este proyecto israelí-estadounidense, para Arrúe De Pablo “está en línea con la misma política sionista que ignora los derechos milenarios del pueblo palestino”.

Pero, “la agresión contra Palestina es la agresión contra todos nosotros, contra todos los pueblos del mundo”, remarca el embajador venezolano, tras indicar que los movimientos expansionistas de Israel se basan en la fuerza, la violencia y la opresión.

Al respecto, lamenta la inacción de los tribunales internacionales, que tienen “más que materia”, para juzgar el genocidio, los verdaderos crímenes de lesa humanidad que comete Israel contra el pueblo palestino.

“Uno se avergüenza” de que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ni siquiera hace respetar sus propias resoluciones para que se ejerza la justicia y derecho internacional en el caso de la agresión israelí al pueblo palestino. “La ONU con su silencio apoya una injustica institucionalizada en contra de los palestinos”, acentúa.   

 

Solución al conflicto palestino-israelí

Arrúe De Pablo pone de relieve el principio de la democracia, como el poder emanado del pueblo para resolver la crisis palestina y cualquier problema de un país. “Siempre se ha dicho que la ‘voz del pueblo es la voz de Dios’, creo que es el mayor símbolo y único camino para buscar la solución a cualquier problema.

Por lo tanto, ha señalado que la propuesta del Gobierno iraní de realizar un referéndum para resolver el tema palestino, “coincide absolutamente y totalmente con los criterios y valores con los que nos manejamos en Venezuela de respeto a la autonomía de cada nación”.

Aunque, el embajador expresa escepticismo a que dicho referéndum sea aceptado por Israel o  EE.UU. “Ellos no quieren consultar con nadie, quieren imponerse, quieren destruir y quieren saquear la humanidad porque para ellos los principios democráticos no sirven, pero sí sirven para la unidad de los pueblos del mundo en favor del pueblo palestino”, ha resaltado.      

Arrúe De Pablo, asimismo, ha reconocido que “duele” ver que algunos países árabes intenten normalizar sus relaciones con el régimen de Israel, dado que evidencia “una postura que ignora todo lo que el pueblo palestino está sufriendo”.

En este punto, recuerda que, en enero de 2009, el expresidente venezolano Hugo Chávez no dudó en romper relaciones con Israel cuando vio el genocidio contra los palestinos.

Arrúe De Pablo concluye sus declaraciones reafirmado la solidaridad del Gobierno y el pueblo venezolanos hacia el noble pueblo palestino, sus esperanzas y aspiraciones de justicia. “No pueden vencer los que están actuando en función del mal, solo el bien, el amor, la solidaridad, a la larga son invencibles”, sentencia.

Las declaraciones del embajador venezolano tienen lugar la víspera en que el mundo celebra el Día Mundial de Al-Quds, marcado en el calendario por el fundador de la República Islámica de Irán, el Imam Jomeini (que en paz descanse), con el objetivo de poner en la palestra la causa palestina y los crímenes israelíes.

Este año, el evento llega en un momento en el que el coronavirus, causante de la COVID-19, ha detenido cualquier actividad a nivel mundial. Pero, ni esta pandemia puede frenar a los musulmanes y a las personas libres del mundo de participar en este evento a través de la publicación de fotografías, informes, noticias y etc., en las redes sociales.

Fuente: HispanTV Noticias

ncl/lvs/mkh