• Carteles con la efigie del presidente venezolano, Nicolás Maduro, en una manifestación en Caracas, 1 de mayo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 28 de mayo de 2019 21:15
Actualizada: miércoles, 29 de mayo de 2019 0:20

EE.UU. insiste en que la salida de Maduro del poder debe ser condición sine qua non para las negociaciones del Gobierno de Venezuela y la oposición en Noruega.

“Tomamos nota de las conversaciones en Noruega. Como hemos dicho reiteradamente, Estados Unidos cree que lo único que se puede negociar con Nicolás Maduro son las condiciones de su salida”, ha precisado este martes la portavoz del Departamento de Estado del país norteamericano, Morgan Ortagus.

En declaraciones a la prensa desde Washington, capital estadounidense, Ortagus ha manifestado su esperanza de que la salida del presidente venezolano del poder sea el centro de las negociaciones en Oslo, capital noruega, donde este martes continúa el diálogo entre representantes de Caracas y el líder opositor golpista Juan Guaidó a fin de buscar una solución a la crisis que vive el país.

La funcionaria estadounidense se ha referido al fracaso de esfuerzos anteriores de negociación con la oposición y acusa al Gobierno de Maduro de usarlos para ganar tiempo.

No obstante, ante la crisis que atraviesa Venezuela tras la autoproclamación de Juan Guaidó como “presidente interino” y el posterior conato golpista con el respaldo de Estados Unidos, el jefe del Ejecutivo venezolano, Nicolás Maduro, ha expresado en diferentes ocasiones su voluntad de mantener diálogos a favor de la paz.

Tomamos nota de las conversaciones en Noruega. Como hemos dicho reiteradamente, Estados Unidos cree que lo único que se puede negociar con Nicolás Maduro son las condiciones de su salida”, ha señalado la portavoz del Departamento de Estado del país norteamericano, Morgan Ortagus.

 

El proceso que se está llevando adelante en Noruega sería el quinto intento de diálogo en los seis años que lleva Maduro en el poder. Iniciativas similares tuvieron lugar en 2014, 2016, 2017 y 2018, pero ninguna llegó a buen puerto. 

Guaidó, por su parte, insistió el lunes en que las negociaciones en cuestión son “una mediación” y “no un diálogo”. “No utilicemos la narrativa del régimen; es una iniciativa más de las que estamos llevando, que sencillamente, si tenemos cese de usurpación, gobierno de transición y elecciones libres, habrá funcionado”, precisó.

Las autoridades venezolanas denuncian que la oposición, en realidad, no quiere dialogar sino llevar a cabo el plan golpista de EE.UU. y derrocar al presidente legítimo Maduro, que ganó las elecciones presidenciales de mayo de 2018.

mtk/hnb/nii/

Comentarios