• El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, arriba al Aeropuerto Internacional de Manama, Baréin, 11 de enero de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: domingo, 13 de enero de 2019 0:25
Actualizada: domingo, 13 de enero de 2019 4:59

El secretario de Estado de EE.UU. da un paso atrás y confiesa que fue ilusoria su ambiciosa promesa de “expulsar” a los asesores militares iraníes de Siria.

“(Expulsar) toda bota iraní de Siria es un objetivo ambicioso, sin embargo, es nuestra ambición. Es nuestra misión. Las herramientas que usaremos son amplias”, comentó Mike Pompeo en una entrevista con el diario estadounidense The Washington Free Beacon, publicada el sábado.

El secretario de Estado de EE.UU. sostuvo que la posible retirada de unos 2000 soldados estadounidenses de Siria, como anunció la Casa Blanca el pasado 19 de diciembre, “es un cambio táctico”, empero, dijo, “no alterará materialmente” la capacidad de Washington en “llevar a cabo acciones militares” que considere necesarias en suelo sirio.

En este sentido, Pompeo aseguró que las tropas estadounidenses no serán totalmente replegadas del país árabe, y que la llamada coalición que lidera EE.UU., supuestamente, para contrarrestar al grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe), será totalmente capaz de realizar operaciones militares encaminadas a expulsar a los asesores iraníes.

Teherán ha recalcado que los asesores militares iraníes permanecerán en Siria hasta cuando su presencia sea “efectiva y útil” y hasta que el Gobierno sirio así lo demande.

(Expulsar) toda bota iraní de Siria es un objetivo ambicioso, sin embargo, es nuestra ambición. Es nuestra misión. Las herramientas que usaremos son amplias”, comentó el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, en una entrevista con el diario norteamericano The Washington Free Beacon.

 

Pompeo, asimismo, afirmó que el lanzamiento de satélites en órbita por parte de Teherán, que tendrá lugar en los próximos días, es en realidad, “otro paso en su comprensión de cómo se puede lanzar un misil balístico intercontinental”, y aseveró que Washington define tal acto como una violación de la resolución 2231 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU).

No obstante, la República Islámica de Irán ha reafirmado la legalidad de su programa de misiles y lo ha considerado como “un derecho inalienable” del pueblo persa, pues subraya que en ninguna parte de esta resolución se ha prohibido a Irán desarrollar el programa de defensa de misiles y las aplicaciones científicas con fines pacíficos.

El jefe de la Diplomacia estadounidense lanzó estas acusaciones contra Irán después de anunciar que Washington tiene planeado organizar una cumbre internacional en Polonia para “garantizar que Irán no ejerza una influencia desestabilizadora” y prometió “expulsar toda bota iraní” de Siria.

En respuesta, la Cancillería de Irán ha dicho que la travesía de Pompeo por el Oriente Medio se traduce en una manifestación de la intención de EE.UU. de sembrar el caos en el oeste de Asia, por lo que ha llamado a las naciones de la región a mantenerse vigilantes.

ahn/ctl/nlr/mkh

Comentarios