• Migrantes salvadoreños de la caravana de migrantes cruzan el río Suchiate entre México y Guatemala, 2 de noviembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: sábado, 3 de noviembre de 2018 18:15

La caravana de migrantes, proveniente de Centroamérica, ha interpuesto una demanda contra la Administración de Trump por “violar” el derecho de migración.

Seis migrantes hondureños de la caravana, que han demandado al presidente de EE.UU., Donald Trump; a su fiscal general, Jeff Sessions; y a su secretaria de Seguridad Interior, Kirstjen Nielsen, entre a otras autoridades claves, consideran que las propuestas de la Administración estadounidense para solicitar asilo son escandalosas y violan los derechos de la migración, según recogieron el viernes los medios locales.

En la demanda interpuesta el jueves ante la Corte de Distrito en Washington, capital estadounidense, se acusa a Trump de “continuar violando el derecho, incluidos los derechos constitucionales, para disuadir a los migrantes centroamericanos de ejercer su derecho legal a buscar asilo en Estados Unidos”.

John Shoreman, un abogado de los migrantes, por su parte, afirmó que algunas de las propuestas de Trump “violan” la Quinta Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos que establece que “ninguna persona puede ser privada de la vida, la libertad o los bienes sin el debido proceso legal”.

La política de Trump de mantener detenido a todo el mundo hasta obligarlo a dejar el país se considera “una violación” de dicha Enmienda, aduce el abogado.  


Shoreman, citado por los medios, subraya que Trump “no puede” frenar la entrada “legal” de los solicitantes de asilo al país ni usando el Ejército.

Ni el Departamento de Justicia de EE.UU. ni la Casa Blanca hicieron comentarios ante la demanda interpuesta en nombre de miles de migrantes que huyen de la violencia, la extorsión y la pobreza de sus países de origen.

Para bloquear a la caravana de migrantes, la Administración norteamericana ha amenazado con detener y deportar a los migrantes que entren en Estados Unidos sin autorización.

Varios analistas advierten de que Washington está planeando retomar su polémica práctica de separación de familias y encarcelación de menores.

ask/rba/nii

Comentarios