• El comandante en jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI), Mohamad Ali Yafari.
Publicada: jueves, 5 de julio de 2018 18:16

El CGRI apoya la decisión del presidente iraní de no permitir que ningún otro país pueda exportar su crudo por el estrecho de Ormuz, si Irán no lo puede hacer.

“Definitivamente, a través de la implementación de las últimas posturas adoptadas por los funcionarios ejecutivos del país, haremos entender a los enemigos cuál es el significado [de la frase] de ‘todos o ninguno pueden usar el estrecho de Ormuz’”, ha asegurado este jueves el comandante en jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de división Mohamad Ali Yafari.

Yafari, de esta manera, ha manifestado la plena disposición del CGRI para poner en marcha la decisión recién adoptada por el presidente persa, Hasan Rohani, de cerrar el estrecho de Ormuz para cortar el transporte internacional de petróleo, en respuesta a las intenciones de Estados Unidos de convencer a la comunidad internacional para que no compre el crudo iraní.

El alto mando militar ha elogiado la postura “decisiva” de Rohani contra las amenazas de Washington y expresado la esperanza de que la advertencia del presidente se ponga en práctica, “si es necesario”.

Definitivamente, a través de la implementación de las últimas posturas adoptadas por los funcionarios ejecutivos del país, haremos entender a los enemigos cuál es el significado [de la frase] de ‘todos o ninguno pueden usar el estrecho de Ormuz’”, dice el comandante en jefe del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de división Mohamad Ali Yafari.

 

Ormuz es un paso estratégico del Golfo Pérsico al de Omán, por donde se transporta el 20 por ciento del petróleo mundial.

En una conferencia de prensa conjunta con su homólogo suizo, Alain Berset, en Berna (capital de Suiza), Rohani dijo el martes que EE.UU. nunca será capaz de llevar a cabo su amenaza de bloquear la exportación del crudo iraní.

El eventual cierre del estrecho de Ormuz afectaría en gran medida a las economías árabes. Sin embargo, los funcionarios estadounidenses han afirmado que Washington y sus aliados en la región garantizarán el tráfico continuo y la liberalización del comercio en el Oriente Medio.

En esta línea, el comandante Bill Urban, el portavoz del Comando Central de Estados Unidos (Centcom), ha dicho este jueves que las fuerzas navales de su país y sus aliados están preparados para “garantizar la libertad de navegación y el libre flujo de comercio donde lo permita el derecho internacional”.

tqi/ctl/msm/hnb

Commentarios