• El presidente boliviano, Evo Morales, habla ante sus partidarios, 11 de enero de 2019.
Publicada: sábado, 12 de enero de 2019 3:33

Varias autoridades bolivianas rechazan el llamado de la oposición a la OEA para que aplique la Carta Democrática contra el presidente del país, Evo Morales.

El expresidente boliviano (2003-2005) Carlos Mesa pidió el viernes a la Organización de Estados Americanos (OEA) que aplique la Carta Democrática para impedir una eventual tercera reelección consecutiva de Morales y su vicepresidente, Álvaro García Linera.

“La OEA aplicó correctamente la Carta Democrática Interamericana en el caso de Venezuela, y esa misma consecuencia debiera tener en el caso de la demanda de respeto al 21F y el intento de ilegal repostulación de Evo Morales y Álvaro García”, tuiteó el también candidato de la oposición boliviana.

En reacción, la ministra de Comunicación de Bolivia, Gisela López, denunció la misma jornada de viernes que Mesa es “sumiso a intereses externos” al pedir la injerencia de la OEA en asuntos internos del país suramericano.

A su vez, el ministro boliviano de Justicia, Héctor Arce, destacó que el uso político de la Carta Democrática de la OEA que hace el opositor Mesa, expresa el temor que tiene a enfrentarse al presidente Morales en las próximas elecciones generales.

La OEA aplicó correctamente la Carta Democrática Interamericana en el caso de Venezuela, y esa misma consecuencia debiera tener en el caso de la demanda de respeto al 21F y el intento de ilegal repostulación de Evo Morales y (su vicepresidente) Álvaro García”, dice el expresidente boliviano (2003-2005) Carlos Mesa.

 

Mesa recordó, además, que dirigentes de la oposición acudieron incluso ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) urgiendo a que el tema de la repostulación de Morales sea tratado por esa instancia.

Debido a esta situación, Arce recomendó al candidato opositor que prepare una campaña electoral orientada a un “juego limpio”, sin manipulaciones para captar el voto de la población. 

El 21 de febrero de 2016 se celebró un referendo en Bolivia para reformar la Constitución y posibilitar así una nueva repostulación presidencial de Morales. El 51,31 % votó contra la reforma, pero finalmente el TSE aprobó la candidatura de Morales a la Presidencia y la de García Linera a la Vicepresidencia en las elecciones del 27 de enero de 2019.

fmk/ctl/ahn/mkh

Comentarios