• Víctimas del ataque aéreo de EE.UU. en la provincia afgana de Kunduz, 23 de marzo de 2019. (Foto: Reuters)
Publicada: lunes, 25 de marzo de 2019 13:04

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) denuncia la matanza de unos 14 civiles en los bombardeos lanzados el sábado por EE.UU. en Afganistán.

Mediante un comunicado publicado este lunes, la Misión de Asistencia de las Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA, por sus siglas en inglés) expresa su lamento por las pérdidas civiles en los ataques aéreos de EE.UU. en la provincia de Kunduz, en el norte de Afganistán.

Los asaltos dejaron muertos a unas 14 personas, 10 de las cuales eran niños, de una misma familia, que fueron desplazados internos debido al conflicto que sufre el país asiático desde la invasión de EE.UU. y sus aliados occidentales en 2001.

“La UNAMA urge a las autoridades pertinentes y las partes involucradas en el bombardeo a que hagan sus propias investigaciones sobre el incidente y que tomen medidas inmediatas para salvaguardar a los civiles de cualquier daño”, pide la misión de Naciones Unidas.

Según las declaraciones de un residente de Kunduz, citadas por la cadena local Tolonews, un avión estadounidense atacó las zonas residenciales en la aldea de Taluka, a unos ocho kilómetros de la capital provincial de Kunduz. Los bombardeos dejaron además varios heridos entre la población civil.

La UNAMA urge a las autoridades pertinentes y las partes involucradas en el bombardeo a que hagan sus propias investigaciones sobre el incidente y que tomen medidas inmediatas para salvaguardar a los civiles de cualquier daño”, pide la misión de Naciones Unidas, que condena la matanza de unas 14 personas, en los ataques de EE.UU. en la provincia de Kunduz, en el norte de Afganistán.

 

Desde 2001, Afganistán sufre una especie de invasión de EE.UU. y sus aliados, que desplegaron tropas allí so pretexto de derrocar al grupo armado Talibán, pero cuya presencia no ha hecho más que empeorar las condiciones ya de por sí malas de la nación asiática.

Los ataques aéreos de EE.UU. y sus aliados de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) han causado un gran número de bajas civiles. Han matado además en múltiples ocasiones a las fuerzas de seguridad y soldados afganos.

En un reciente caso acaecido el 12 de marzo, al menos cinco soldados afganos murieron y otros 10 resultaron heridos en un ataque aéreo de EE.UU. a una base militar en la ciudad de Tarin Kowt, la capital de la provincia central de Uruzgan.

En un informe publicado en febrero por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) se indica que los ataques causaron en 2018 la muerte de 3804 civiles, cifra que supone un aumento del 11 % respecto al año anterior y constituye un récord desde 2009. El organismo internacional señala que una de las principales razones de tal tragedia ha sido el aumento de los bombardeos de EE.UU.

mnz/ktg/alg

Comentarios