• Un caza emiratí inicia una misión para bombardear blancos en Yemen como parte de la agresión saudí a este país árabe, 4 de abril de 2015. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 19 de diciembre de 2018 23:59

Al-Hudayda sufrió segundo día consecutivo de agresión saudí-estadounidense, pese a la tregua auspiciada por la ONU en esta provincia, denuncia el Ejército yemení.

Pocas horas después de que entrara en vigor —la madrugada del martes— el acuerdo de tregua pactado en Suecia con la mediación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), mercenarios saudí-estadounidenses empezaron a bombardear las regiones aledañas al aeropuerto de la ciudad de Al-Hudayda (oeste) y han continuado con la agresión hasta este miércoles, bombardeando “zonas residenciales”.

El portavoz del Ejército yemení, el general de brigada Yahya Sari, ha confirmado, en un comunicado, que los asaltos han tenido por meta blancos civiles y que en los mismos se han empleado proyectiles de artillería y cohetes.

Asimismo, cazas, aviones de reconocimiento y helicópteros de Arabia Saudí y sus aliados, siguen sobrevolando Al-Hudayda, lanzando una lluvia de proyectiles sobre los residentes, ha añadido Sari, citado por la televisión por satélite yemení Al Masirah.

Pese a la sistemática violación de la tregua, nuestras Fuerzas Armadas están comprometidas con el acuerdo de tregua en Al-Hudayda”, ha destacado el portavoz del Ejército yemení, el general de brigada Yahya Sari.

 

Las posiciones del Ejército y del movimiento popular yemení Ansarolá, según el alto mando castrense, también han sido atacadas por al menos nueve cohetes Katyusha, entre otros proyectiles de artillería.

Sari ha indicado, además, que mientras 120 mercenarios avanzan hacia Al-Hudayda, dos batallones de estas fuerzas ya han finalizado su entrenamiento militar en la base de Asab —un puerto en Eritrea, en la costa oeste del mar Rojo— y serán transferidos a la costa occidental del país en las próximas 48 horas.

Sin embargo, pese a la sistemática violación de la frágil tregua, “nuestras Fuerzas Armadas están comprometidas con el acuerdo de tregua en Al-Hudayda”, ha destacado el portavoz del Ejército yemení.

Ansarolá, por su parte, denunció el martes los ataques de Arabia Saudí y sus mercenarios contra esta provincia portuaria. Esta postura hostil, conforme a varios analistas, pone de relieve que Riad no es “de fiar” en lo que al proceso de paz de Yemen se refiere.

ask/anz/fdd/rba

Comentarios