• La Mezquita Al-Noor en la ciudad Christchurch de Nueva Zelanda, donde ocurrió un ataque terrorista, 15 de marzo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: viernes, 15 de marzo de 2019 16:14

Varios países latinoamericanos han condenado los atentados terroristas contra dos mezquitas de Nueva Zelanda, que se han cobrado la vida de decenas de personas.

Siguiendo la vía de la comunidad internacional en la condena del atentado, los Gobiernos de México, Chile y Guatemala han expresado hoy viernes su repudio a los crímenes terroristas cometidos en la ciudad neozelandesa de Christchurch contra los musulmanes.  

“El Gobierno de México expresa su solidaridad al Gobierno y pueblo de Nueva Zelandia por los trágicos ataques a mezquitas en Christchurch. La inclusión y el respeto a la diversidad son valores fundamentales de nuestros países”, escritó la Secretaría de Relaciones Exteriores de México en su cuenta de Twitter.

Por parte de Guatemala, la ministra de Relaciones Exteriores Sandra Jovel ha lanzado un mensaje en la misma red social, en el que se expresa una condena vigorosa del atentado, que se ha cobrado la vida de 49 personas, y se manifiesta solidaridad con el pueblo y Gobierno neozelandeses.

Del mismo modo, el Ministerio de Exteriores de Chile ha hecho público su rechazo y ha transmitido sus sinceras condolencias a las familias de las víctimasm, agregando que según los informes consulares “hasta ahora no hay víctimas chilenas”.

El Gobierno de México expresa su solidaridad al Gobierno y pueblo de Nueva Zelandia por los trágicos ataques a mezquitas en Christchurch. La inclusión y el respeto a la diversidad son valores fundamentales de nuestros países”, tuiteó la Secretaría de Relaciones Exteriores de México.

 

De acuerdo con la información difundida hasta ahora, un hombre entró con un arma automática en la mezquita Al Noor, en el centro de Christchurch, y abrió fuego cuando en el recinto había congregadas unas 300 personas. Además de las víctimas mortales hay 20 heridos.

El ataque ha ocurrido en Nueva Zelanda, país que modificó en 1992 su legislación para limitar el acceso a armas semiautomáticas tras una matanza perpetrada en la ciudad de Aramoana, también en la Isla Sur, en la que perecieron 13 personas.

En los últimos años, los ataques islamófobos de extrema derecha han aumentado en múltiples países occidentales, como Estados Unidos, Francia, España y Alemania.

La islamofobia y el odio racial han crecido mucho también en Australia —país natal del autor del atentado de Christchurch—, donde según un estudio elaborado por la Universidad de Sídney Occidental, la Universidad de Charles Sturt y la Academia de Ciencias Islámicas de Investigación (todas australianas), los musulmanes sufren de tres a cinco veces más racismo y discriminación que el resto de la población.

fmd/mla/nlr/mkh

Comentarios