• El ministro de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, ofrece un discurso.
Publicada: lunes, 21 de octubre de 2019 9:56

La ofensiva de Turquía en el norte de Siria provocará el éxodo de los terroristas extranjeros hacia sus países de origen, alerta el ministro de Defensa de Rusia.

“Las acciones del Ejército turco provocaron que quedaran desprotegidos ocho campos de refugiados y 12 prisiones para los terroristas extranjeros, ello podría provocar una ola de la llamada migración inversa de los terroristas a sus países de origen”, ha advertido este lunes el titular ruso de Defensa, Serguéi Shoigú.

En un discurso ofrecido en el Foro de Seguridad de Xiangshan, en China, el destacado funcionario ruso ha pedido a la comunidad internacional aunar esfuerzos para hacer frente a la amenaza terrorista.

LEER MÁS: Milicia FDS confirma su incapacidad para controlar el campo del EIIL

Shoigú ha alertado, además, de la creciente presencia del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en el sudeste de Asia. Asegura que la banda takfirí, tras los duros fracasos sufridos en Siria, ya tiene puestos en la mira a Indonesia, Malasia, Singapur, Filipinas y Tailandia.

“El Ministerio de Defensa ruso cuenta con una enorme experiencia en este ámbito, y estamos dispuestos a compartirla con nuestros socios de la región del Asia Pacífico”, añade.

Las acciones del Ejército turco provocaron que quedaran desprotegidos ocho campos de refugiados y 12 prisiones para los terroristas extranjeros, ello podría provocar una ola de la llamada migración inversa de los terroristas a sus países de origen”, advierte el titular ruso de Defensa, Serguéi Shoigú.

 

Turquía comenzó el 9 de octubre una ofensiva en el norte de Siria para, supuestamente, alejar a las milicias kurdas de la frontera turca y establecer en el noreste del país árabe una “zona segura”.

La ofensiva turca contra las posiciones de los milicianos kurdos posibilita el resurgimiento de Daesh en Siria, tras ser erradicado del país árabe, ya que muchos de los combatientes kurdos se han visto obligados a dejar sus puestos de guardia para luchar contra Turquía.

Las autoridades kurdas reportaron el lunes pasado que cerca de 800 extremistas de Daesh y sus familias han escapado de un campamento en la ciudad de Ain Isa debido a los bombardeos de Turquía.

En un informe publicado el sábado, la agencia siria oficial de noticias SANA reveló además los vínculos entre Ankara y Daesh, ya que, según fuentes locales, los campamentos de los terroristas y sus familias, establecidos por EE.UU. en el norte de Siria, no fueron blanco de los bombardeos turcos.

Las autoridades sirias han dejado claro también que Damasco “usará todos los medios legítimos” a su alcance para hacer frente a la agresión de Ankara, y defender la soberanía e integridad nacional del país. Para tal fin, el Ejército sirio ha juntado fuerzas con los milicianos kurdos y desplegado gran número de soldados y armamentos en las provincias septentrionales del país, como Al-Raqa, Kobani y Manbiy.

LEER MÁS: Ejército sirio entra en Al-Raqa, antigua ‘capital de Daesh’

mnz/krd/nii/

Comentarios