• Líderes del Reino Unido, EE.UU., Alemania y Francia (de izq. a dcha.) en una reunión al margen de la cumbre G20 en Roma, Italia, 30 de octubre de 2021.
Publicada: viernes, 19 de noviembre de 2021 9:07

Irán resta importancia a la declaración vana de EE.UU., la troika europea y miembros del CCG sobre asuntos internos del país persa, pues solo trata de crear crisis.

El portavoz de la Cancillería iraní, Said Jatibzade, calificó el jueves de ilegítima la declaración del autoproclamado grupo de Estados Unidos, la troika europea (Alemania, el Reino Unido y Francia) y los países del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) sobre Irán, y aseguró que la reunión de dicho conjunto de Estados y su declaración son tan inválidas que no vale la pena responderlas.

Jatibzade señaló que Estados Unidos como infractor de la Resolución 2231 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU), que ratifica el acuerdo nuclear con Irán, y como el único país con un historial de uso de armas nucleares e injerencias en los asuntos internos de diferentes naciones, está nuevamente intentando crear una crisis.

Al desarrollar su postura, hizo hincapié en que los países violadores de los derechos humanos que llevan a cabo medidas agresivas en la región, incluida la invasión de Yemen durante siete años, no pueden hacer acusaciones infundadas contra otros Estados y eximirse de responsabilidades por sus crímenes.

Según los informes, el enviado especial del Gobierno de Estados Unidos para Irán, Robert Mali, y los representantes de Alemania, el Reino Unido y Francia, así como delegados del CCG sostuvieron en la capital saudí, Riad, una reunión sobre Irán.

 

En el encuentro, los aludidos representantes hablaron de la situación política y de seguridad en la región, incluidas las acciones de Irán, abordando la séptima ronda de conversaciones en Viena para el levantamiento total de las sanciones antiraníes restablecidas por EE.UU. tras su salida unilateral en 2018 del acuerdo nuclear —de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés).

Irán, dejando las puertas abiertas para el regreso de EE.UU. al pacto, asegura que no se sentará para siempre en la mesa de diálogos a la espera de que el país norteamericano levante las sanciones.

Teherán rechaza cualquier concesión más allá del marco del pacto nuclear y enfatiza que, si EE.UU. levanta absolutamente todas las sanciones, volverá a cumplir sus obligaciones.

mgh/ctl/tqi