• La madre del palestino Ibrahim Abu Shaer, asesinado por las fuerzas israelíes en la Franja de Gaza, el 31 de marzo de 2018.
Publicada: lunes, 2 de abril de 2018 8:31

El régimen de Israel, no contento con los crímenes de lesa humanidad que comete contra el pueblo oprimido palestino, se ha negado a entregar el cuerpo sin vida de dos de los mártires de la Marcha del Retorno, pues pretende utilizarlos en un intercambio de presos.

El coordinador de las actividades de Israel en los territorios palestinos ocupados, el mayor general Yoav Mordechai, anunció el domingo la decisión del régimen sionista de conservar estos cuerpos y no entregarlos a sus familias, tampoco ha entregado hasta ahora los de otros 24 mártires de su agresión a la Franja de Gaza en 2014.

Como pretexto para dicha medida, aduce que los dos palestinos fallecidos formaban parte de los combatientes de las Brigadas de Ezzedin al-Qassam, brazo militar del Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS), en el sur de la Franja de Gaza.

“Ustedes no se sentirán cómodos ni tranquilos a menos que HAMAS nos entregue a los soldados israelíes que mantiene encarcelados”, declaró en su cuenta en Facebook dirigiéndose a las familias de los mártires.

Ustedes no se sentirán cómodos ni tranquilos a menos que HAMAS nos entregue a los soldados israelíes que mantiene encarcelados”, señala el coordinador de las actividades de Israel en los territorios palestinos ocupados, el mayor general Yoav Mordechai, en relación con la negativa del régimen israelí a devolver los cuerpos sin vida de dos de los mártires de la Marcha del Retorno.

 

Las fuerzas israelíes reprimieron el viernes las protestas de la Gran Marcha del Retorno, que se celebraron en ocasión del Día de la Tierra Palestina, con tal saña que dejaron un saldo de 17 palestinos muertos y más de 1800 heridos, según los últimos balances ofrecidos por los medio locales. Las Brigadas de Ezzedin al-Qassam han confirmado que cinco de los mártires eran miembros de esta organización.

Ismail Rezvan, uno de los dirigentes de HAMAS, aseguró el domingo que las protestas se prolongarán hasta el 15 de mayo. De este modo, advirtió a Tel Aviv de las consecuencias de cualquier “acción estúpida” contra los civiles palestinos.

Su advertencia tuvo lugar después de que el ejército israelí amenazara con atacar Gaza y acusara a HAMAS de aprovechar las protestas para preparar sus operaciones contra el régimen israelí.

Líderes y comandantes de diferentes grupos de la Resistencia palestina, tras congregarse ayer en los campamentos levantados en la frontera que separa el enclave costero palestino de los territorios ocupados, reclamaron el derecho de los palestinos a retornar a la Palestina ocupada, pues “la nación palestina no acepta sustitutos para su patria”, también denunciaron la matanza de civiles palestinos.  

La violencia desatada el viernes en la Franja de Gaza sigue viva. Ayer domingo, las fuerzas de guerra israelíes volvieron a reprimir otra manifestación en la zona y dejaron 50 heridos y otros muchos con síntomas de asfixia al inhalar los gases lacrimógenos utilizados por los israelíes.

msm/nii/