• Combatientes de HAMAS presentan en Gaza misil M-75 de fabricación propia.
Publicada: domingo, 1 de abril de 2018 14:04
Actualizada: domingo, 1 de abril de 2018 15:07

Las Brigadas Ezzedin Al-Qassam, brazo armado del Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS), ha asegurado este domingo que el régimen de Israel pagará un alto precio por la masacre de palestinos en la protesta del Día de la Tierra o la Gran Marcha del Retorno en la Franja de Gaza.

“La sangre de los mártires palestinos nunca se derramará inútilmente, el enemigo (Israel) pagará el precio cuando y donde decida la resistencia”, ha informado este domingo el brazo armado de HAMAS en un comunicado.

Las fuerzas israelíes reprimieron el viernes las protestas del Día de la Tierra Palestina y la Gran Marcha del Retorno en la Franja de Gaza con tal saña que dejaron un saldo de 17 palestinos muertos y más de 1400 heridos.

En un comunicado publicado el sábado HAMAS condenó el obstruccionismo de EE.UU. que, con su voto, impidió la aprobación de una resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) en condena de Israel por los recientes crímenes de las fuerzas israelíes en la Franja de Gaza.

“La postura de Estados Unidos influyó en que no se aprobara una resolución de la ONU a favor de Palestina”, denunció el movimiento de resistencia palestino en un comunicado publicado el sábado.

El texto asegura que las políticas de Washington a favor de la ocupación israelí dejan vía libre a ese régimen para cometer más crímenes contra los inocentes civiles palestinos.

HAMAS señala, asimismo, que se requieren mayores esfuerzos para apoyar firmemente los derechos del pueblo palestino y frustrar todas las políticas que apoyan la ocupación del régimen de Israel.

La sangre de los mártires palestinos nunca se derramará inútilmente, el enemigo (Israel) pagará el precio cuando y donde decida la resistencia”, aseguran las Brigadas Ezzedin Al-Qassam, brazo armado del Movimiento de Resistencia Islámica de Palestina (HAMAS).

 

El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) realizó el viernes una reunión urgente para analizar el estallido de violencia en Gaza, sin embargo, no se logró llegar a un consenso para emitir una declaración común, pese a las preocupaciones respecto a una posible escalada de la violencia en la zona.

Aunque varios países del mundo y organismos internacionales, incluidas la Organización de las Naciones Unidas (ONU), y la Unión Europea (UE), condenaron el uso de la fuerza excesiva por los militares israelíes durante la Gran Marcha del Retorno en Gaza, el primer ministro de Israel, Benyamin Netanyahu, elogió la matanza de palestinos en el enclave costero.

snz/nii/

Comentarios