• Base aérea de Ain Al-Asad en la provincia iraquí de Al-Anbar (oeste).
Publicada: sábado, 23 de mayo de 2020 16:26

Un diputado iraquí advierte que las bases de EE.UU. en su país se han convertido en centros de espionaje al servicio del régimen de Israel.

Las fuerzas estadounidenses desplegadas en algunas bases militares iraquíes incluyen agentes de los servicios israelíes de inteligencia, que observan de cerca toda la situación de seguridad de nuestro país”, ha revelado Karim Alivi, uno de los representantes de la organización Badr en el Parlamento de Irak.  

En una entrevista concedida este sábado a la agencia local de noticias Bagdad Al-Youm, Alivi también ha informado de que las actividades de espionaje del régimen israelí en las bases estadounidenses comenzaron hace muchos años y allí se urdieron complots para desatar la violencia en el país árabe.

Estados Unidos e Israel están persiguiendo objetivos comunes en Irak, y su cooperación tiene como objetivo infligir daños a la seguridad de ese Estado”, avisa el parlamentario.

 

Alivi, además, revela que todos los ataques aéreos que realizó Israel anteriormente contra los combatientes iraquíes, incluyendo a las Unidades de Movilización Popular (Al-Hashad Al-Shabi, en árabe), fueron dirigidos directamente por sus servicios de inteligencia afincados en las bases estadounidenses.

Israel y EE.UU., según sugieren varios analistas, han sido responsables del caos desatado últimamente en Irak, y por cuya mediación Washington y el régimen de Tel Aviv tratan de “mantener el dominio económico y político de un Irak destrozado, y hacerse con el control del petróleo”.

Un informe publicado en enero por la cadena estadounidense NBC News también reveló que la inteligencia israelí proporcionó a EE.UU. los datos para asesinar al teniente general iraní Qasem Soleimani, difunto comandante de la Fuerza Quds, del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, en un ataque aéreo en Bagdad, capital iraquí.

myd/rtk/nii/