• El expresidente hondureño Manuel Zelaya y su esposa Xiomara Castro, ganadora de las elecciones presidenciales de Honduras.
Publicada: jueves, 2 de diciembre de 2021 6:42
Actualizada: jueves, 2 de diciembre de 2021 7:59

El expresidente de Honduras Manuel Zelaya lamenta que su país se haya convertido en un “cementerio de calamidades” desde el golpe de Estado que lo depuso en 2009.

En una entrevista exclusiva con la cadena rusa Russia Today (RT), publicada este jueves, el exmandatario izquierdista ha dicho que la nación hondureña “se ha convertido en estos 12 años casi en un cementerio de calamidades, en tragedias grandes”.

Sobre la victoria de su esposa, Xiomara Castro, en las elecciones generales del pasado 28 de noviembre, el político ha destacado que el nuevo gobierno enfrenta enormes retos, incluidos la crisis migratoria, la pobreza extrema, la deuda y la corrupción, entre otros.

Ha cargado contra el actual gobierno de derecha, presidido por Juan Orlando Hernández, —que dirige el país desde el golpe de Estado que lo apartó del poder— por el aumento de la pobreza, así como por el incrmento la deuda se habría incrementado en un 600 %: “Cuando a mí me sacaron, tenía una deuda de 3000 millones de dólares, y hoy es casi de 17 000 millones”, ha precisado.  

 

Zelaya también ha hecho referencia a un sin número de “violaciones a los derechos humanos” durante el mandato de Juan Orlando Hernández y lamentado la creación de “los escuadrones de la muerte” bajo la actual presidencia para perseguir, torturar y asesinar a los opositores.

Las organizaciones de derechos humanos en Honduras vinculan al Gobierno de Hernández con la creación de un escuadrón de exterminio y denuncian que estos hombres armados, apoyados directamente desde Estados Unidos, han sido responsables de sofocar las voces críticas y reprimir a las protestas que exigían la destitución de Juan Orlando Hernández.

En la entrevista, Zelaya ha criticado además las políticas neoliberales del actual gobierno y lamentado que hayan llevado a la destrucción de la naturaleza. 

En cuanto al nuevo gobierno, Zelaya ha destacado que se ha consensuado “realizar una democracia participativa, directa, de consultas populares y plebiscitos” y asegurado que esto sería “al estilo de otros países desarrollados”.

Golpe contra Zelaya

El 28 de junio del 2009, la clase política de la derecha y los militares derrocaron a Zelaya para frenar el proceso revolucionario del pueblo hondureño luego de que este promoviera una consulta popular sobre la posibilidad de convocar a una asamblea constituyente.

ftm/ncl/hnb