• El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, saluda ante la mirada del secretario político dle partido, Íñigo Errejón, tras abrir la II Asamblea Ciudadana de Podemos, 11 de febrero de 2017.
Publicada: domingo, 29 de marzo de 2015 14:57
Actualizada: sábado, 15 de julio de 2017 3:07

La agenda electoral española de fines de 2015 es el evento más importante del año en la eurozona para el banco británico HSBC, pues estima que el auge de Podemos y Ciudadanos podría imposibilitar un gobierno de PP o PSOE.

“El elevado desempleo, especialmente entre los jóvenes, y la mayor desigualdad son factores que contribuyen a la popularidad de los nuevos partidos (Podemos y Ciudadanos), junto con la corrupción que afecta al sistema político”, evalúa el banco británico HSBC en su informe trimestral sobre la economía de la zona euro.

“El elevado desempleo, especialmente entre los jóvenes, y la mayor desigualdad son factores que contribuyen a la popularidad de los nuevos partidos, junto con la corrupción que afecta al sistema político”, evalúa el banco en su informe trimestral sobre la economía de la zona euro.

Tras el auge de la formación ‘anticasta’ liderada por Pablo Iglesias, las últimas semanas han sido escenario —tras meses de campaña de casi todos los medios de comunicación contra Podemos— del ascenso del partido Ciudadanos, que, según el banco británico, sería “menos radical”, por lo que está atrayendo la simpatía de antiguos votantes del Partido Popular (PP).

Ciudadanos, surgido en la región de Cataluña (en el noreste del país) frente a los movimientos secesionistas locales, ha desarrollado su organización en el resto de España de manera acelerada, hasta el punto de que en el último mes el número de sus afiliados ha crecido en un 33 %, pasando de 15 000 a 20 000 militantes.

Este nuevo partido, calificado como “el Podemos de la derecha”, en las recientes elecciones de Andalucía, en el sur de España, obtuvo el 9,3 % de los sufragios —368 988 votos—.

Podemos, por su parte, es preferido por muchos jóvenes que votan por primera vez y por antiguos abstencionistas, señala HSBC. En algo más de 1 año de existencia, han participado en la construcción de este movimiento más de 350 000 personas inscritas. Podemos obtuvo en las elecciones andaluzas 590 011 votos, el 14,9 % del total.

El secretario general de Podemos es además presentador del programa de HispanTV Fort Apache (ver aquí).

En todo caso, la creciente fragmentación del electorado plantea la posibilidad de que ningún partido alcance la mayoría”, remarca el banco británico, advirtiendo de que en esas condiciones el futuro Gobierno de Madrid podría no ser tampoco capaz de reequilibrar la economía española, reducir el desempleo galopante y rebajar la deuda pública, que ha crecido bajo el mandato del presidente Mariano Rajoy en más de 300 000 millones de euros.

Además, la incertidumbre “podría provocar un enfriamiento del impulso del consumo y llevar a una ralentización de la entrada de capital del extranjero y de la inversión directa, lo que puede ser una fuente de preocupación dada la elevada deuda externa de España”, evalúa el informe.

Según HSBC, tampoco en Cataluña, donde habrá elecciones al Parlamento regional el 27 de septiembre, los dos mayores partidos locales: Convergencia y Unión (CiU, en catalán) e Izquierda Republicana de Cataluña (ERC, en la misma lengua) serán capaces de lograr mayoría absoluta. El crecimiento del voto independentista, además, podría causar problemas al nuevo Gobierno central.

Entre los desafíos con los que deberá bregar el futuro Ejecutivo está el gran aumento de la desigualdad bajo el mandato del PP y la subsistencia de más de tres millones de desempleados de larga duración. Otra fuente de preocupación es la débil producción industrial española y la dificultad de aumentar las exportaciones, dado el receso de la economía mundial.

mla/nii/

Comentarios