• Los técnicos ponen en marcha el circuito secundario del reactor de agua pesada de Arak, en el centro de Irán, 23 de diciembre de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: lunes, 23 de diciembre de 2019 12:40
Actualizada: lunes, 23 de diciembre de 2019 18:39

Irán pone en operación el segundo circuito del reactor de agua pesada de Arak para acelerar las operaciones que se suspendieron en virtud del acuerdo nuclear.

El reactor de Arak dispondrá de mejores condiciones de enfriamiento a partir de hoy”, ha anunciado este lunes el jefe de la Organización de la Energía Atómica de Irán (OEAI), Ali Akbar Salehi, durante una rueda de prensa tras inaugurar el proyecto.

El mencionado reactor, desarrollado en gran parte por expertos persas, cuenta con dos circuitos: el primero, que está encargado de retirar el calor del reactor y, el segundo, que traslada el calor del primer circuito a las torres de enfriamiento y finalmente al exterior.

“Los científicos iraníes han trabajado 16 años para desarrollar el reactor nuclear de agua pesada de Arak. Estoy orgulloso de que nuestros expertos hayan logrado completar este complejo proyecto”, ha sostenido Salehi, para después agregar que países como China y el Reino Unido han cooperado con Irán para modernizar dicha instalación.

Los equipos utilizados en el segundo circuito incluyen intercambiadores de calor, piscina intermedia y bombas de transmisión, que se manejan desde la sala de control principal del reactor.

LEER MÁS: Irán: Circuito secundario del reactor de Arak operará en breve

 

“En la actualidad, una parte importante del reactor está operativa”, ha detallado Salehi, a la vez que ha comunicado que se construirán 52 sistemas para dicho reactor, de los cuales 20 ya han sido terminados.

Salehi, además, ha rechazado las alegaciones occidentales, asegurando que el plutonio producido en este centro no es suficiente para fabricar armas nucleares. “La cantidad de plutonio creado en el reactor de Arak es inferior a 1 kilogramos al año”, ha dicho.

Bajo el acuerdo nuclear firmado entre Irán y el Grupo 5+1 (entonces formado por EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania), la República Islámica accedió a revisar la actividad del reactor con el objetivo de disminuir su potencial de producción de plutonio.

Sin embargo, tras la salida de EE.UU. del pacto nuclear, de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés), Irán reclamó al resto de países firmantes, especialmente los europeos —el Reino Unido, Francia y Alemania— que centraran sus esfuerzos en garantizar el cumplimiento de citado convenio internacional.

La paciencia estratégica de Irán está tocando los límites, ya que cada vez se convence más de que los socios europeos se niegan a adoptar medidas prácticas para que los iraníes no sigan ajenos a los beneficios previstos en el aludido pacto. De ahí que Teherán haya decidido reducir sus compromisos nucleares para hacer frente a las sanciones de EE.UU.

LEER MÁS: ‘Pasos nucleares de Irán, respuesta a hipocresía internacional’

LEER MÁS: ‘Se agotó paciencia de Irán por inacción de UE ante pacto nuclear’

Aun cuando la activación del segundo circuito del reactor de Arak no violará las restricciones impuestas al programa de energía nuclear iraní, puede ser considerado como otro paso del país persa en la reducción de sus compromisos asumidos en el JCPOA.

LEER MÁS: Irán reduce compromisos con JCPOA para “dar tiempo a diplomacia”

myd/ctl/nkh/rba