• El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Behruz Kamalvandi.
Publicada: lunes, 15 de julio de 2019 9:53

Irán redujo sus compromisos contraídos con el acuerdo nuclear de 2015 para “dar tiempo a la diplomacia”, dice el portavoz de la OEAI.

El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Behruz Kamalvandi, ha destacado este lunes que la decisión de Teherán de reducir sus obligaciones nucleares es una medida dirigida a salvar el pacto ante el incumplimiento de Europa de su parte del mismo.

“El Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés) es un trato en el que lo que hemos ofrecido hasta el momento es mucho más de lo que hemos conseguido y esto se debe a que las contrapartes olvidaron sus propias obligaciones desde que EE.UU. abandonó el pacto”, ha explicado Kamalvandi.

En este sentido, ha recordado que los puntos 26 y 36 del PIAC precisan que Irán tiene derecho a reducir sus compromisos si las otras partes no cumplen con sus obligaciones.

“Irán tomó estas medidas (suspender parte de sus compromisos nucleares) para dar tiempo a la diplomacia y presionar a la contraparte para que cumpla con sus obligaciones. Pero si Europa y EE.UU. siguen incumpliendo el pacto, nosotros también volveremos a la situación previa a la firma del convenio”, ha advertido el responsable persa.

LEER MÁS: “Paso de Irán en JCPOA es reversible si lo cumple Europa”

Irán tomó estas medidas (suspender parte de sus compromisos nucleares) para dar tiempo a la diplomacia y presionar a la contraparte para que cumpla con sus obligaciones. Pero si Europa y EE.UU. siguen incumpliendo el pacto, nosotros también volveremos a la situación previa a la firma del convenio”, ha advertido el portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Behruz Kamalvandi.

 

Ha enfatizado en que el país persa nunca ha incumplido sus compromisos estipulados en el acuerdo nuclear y ello lo confirma la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA).

Por ahora, Irán ha dado dos pasos para reducir sus compromisos nucleares. En el primero, suspendió la venta de uranio enriquecido y el excedente de agua pesada —como lo establecía el pacto— y en el segundo, aumentó el enriquecimiento de uranio por encima de los niveles acordados en el documento —3,67 %—.

Las autoridades persas han dicho, sin embargo, estar abiertas al diálogo y que sus exigencias para volver a la situación anterior consisten en que se levanten las limitaciones a las transacciones con el sistema bancario iraní y a la venta de petróleo.

ftm/alg

Comentarios