• UE alerta al Reino Unido que no ponga en juego su credibilidad
Publicada: domingo, 13 de septiembre de 2020 15:14
Actualizada: domingo, 13 de septiembre de 2020 16:06

La UE denuncia la nueva legislación presentada por Boris Johnson para revisar el acuerdo del ‘Brexit’ y alerta que Londres enfrenta una crisis de credibilidad.

“La credibilidad de la firma del Reino Unido está en juego”, ha dicho el presidente del Consejo Europeo (CE), Charles Michel, en un mensaje publicado este domingo en su cuenta oficial de Twitter, donde también ha reclamado que “ha llegado la hora de que el Gobierno británico asuma sus responsabilidades”.

Michel ha publicado dicho tuit después de mantener una conversación telefónica con el primer ministro irlandés, Micheal Martin, y en un momento en el que las tensiones entre el Reino Unido y la Unión Europea (UE) se han disparado por el polémico proyecto de ley presentado por el Gobierno del premier británico, Boris Johnson, que busca modificar varias disposiciones del acuerdo sobre la salida del Reino Unido del bloque comunitario, conocido popularmente como Brexit.

En reacción a dicha legislación, la UE pidió a Londres su retirada en menos de un mes, avisando que, si ese proyecto se convierte en ley, constituiría una “violación extremadamente seria” del Acuerdo de Retirada que pactaron ambas partes como una transición para la salida del Reino Unido del bloque europeo.

 

El proyecto en cuestión ha generado polémica, concretamente, porque busca modificar el mecanismo diseñado para evitar levantar una frontera física entre las dos Irlandas. Johnson argumenta que la medida busca proteger los intereses de los norirlandeses por si no se alcanzara un acuerdo comercial con la UE.

El Gobierno británico, aunque ha asegurado que busca un acuerdo con el bloque comunitario, ha dejado en claro que “no teme” si eso no ocurre.

Al respecto, el presidente del CE ha insistido en que el acuerdo de retirada debe implementarse a fin de “asegurar la paz y la estabilidad en Irlanda, y preservar la integridad del mercado único”.

El Reino Unido abandonó formalmente la UE en enero, pero sigue rigiéndose por la normativa europea hasta que termine el presente año. Si el 31 de diciembre no se ha alcanzado ningún acuerdo, se aplicarán únicamente las reglas de la Organización Mundial del Comercio (OMC), con sus elevados aranceles y sus rigurosos controles aduaneros, en las relaciones comerciales bilaterales.

tqi/anz/ask/mkh