• El presidente de EE.UU., Donald Trump, habla ante la prensa en la Casa Blanca, 11 de septiembre de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: sábado, 14 de septiembre de 2019 15:19
Actualizada: lunes, 16 de septiembre de 2019 4:10

El presidente Donald Trump ha prolongado por otro año el bloqueo económico y comercial que Estados Unidos mantiene contra Cuba desde 1962.

El inquilino de la Casa Blanca, Donald Trump, firmó el viernes la extensión por un año más, hasta el 14 de septiembre de 2020, el embargo económico y comercial contra la mayor de las Antillas, defendiendo que la medida es de interés nacional para EE.UU.

“Determino que la continuación del ejercicio de esas autoridades con respecto a Cuba durante un año es de interés nacional para Estados Unidos”, afirmó el mandatario estadounidense.

Estados Unidos, que mantiene un férreo bloqueo económico de más de medio siglo contra Cuba, ha endurecido sus sanciones desde la llegada al poder de Trump en 2017, acabando con el acercamiento que propició su antecesor Barack Obama (2009-2017).

LEER MÁS: Cuba expone ante ONU trabas al desarrollo por el bloqueo de EE.UU.

Determino que la continuación del ejercicio de esas autoridades con respecto a Cuba durante un año es de interés nacional para Estados Unidos”, afirmó el mandatario estadounidense, Donald Trump, tras firmar la extensión por un año más, hasta 14 de septiembre de 2020, el embargo económico y comercial contra Cuba.

 

El pasado 6 de septiembre, el Departamento de Tesoro de EE.UU. anunció una modificación del Reglamento de Control de Activos de Cuba (CACR, por sus siglas en inglés) para imponer nuevas sanciones a La Habana, que incluyen medidas para evitar que la isla tenga acceso a divisas, en represalia por el apoyo de la isla al Gobierno legítimo de Venezuela.

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, denunció las nuevas sanciones estadounidenses, mientras subrayaba el fracaso de las medidas coercitivas de Washington, que también son rechazadas por la comunidad internacional. “La isla resistirá y vencerá el bloqueo”, repitió.

Esas sanciones se sumaron, además, a los embargos anunciados en junio, que prohibían los viajes grupales educativos a Cuba y cancelaban las autorizaciones para visitas a la isla de barcos de recreo y de pasajeros, incluidos los cruceros, yates, y aviones privados.

El Gobierno cubano ha denunciado en reiteradas ocasiones “la piratería económica” del imperio estadounidense, que forma parte del “plan genocida” liderado por Washington contra su país.

Ante tal coyuntura, La Habana ha llamado a la comunidad internacional a impedir las acciones ilegales de EE.UU. contra la integridad del pueblo cubano y a detener la “hostilidad, insensatez e irresponsabilidad” de la actual Administración estadounidense.

mnz/alg/nii/

Comentarios