• Cazas y equipamientos militares rusos en la base siria de Hmeimim.
  • El asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes.
Publicada: jueves, 21 de abril de 2016 18:21
Actualizada: viernes, 22 de abril de 2016 4:13

El asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes, ha manifestado este jueves que Washington está preocupado por los informes sobre el aumento de los equipos militares rusos en Siria.

“Hemos estado preocupados por los reportes de que Rusia está trasladando material a Siria” para apoyar al Ejército y al Gobierno del presidente Bashar al-Asad, ha dicho el funcionario estadounidense.

El titular norteamericano ha tachado de “negativo” el posible traslado de equipamiento militar o personal adicional ruso a Siria, al mismo tiempo que ha alegado que EE.UU. está concentrado en apoyar el proceso diplomático.

Hemos estado preocupados por los reportes de que Rusia está trasladando material a Siria”, manifiesta el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes.

Rhodes ha declarado que Moscú debe centrarse en el mantenimiento de una tregua limitada en Siria, iniciativa de Rusia y EE.UU. que excluye a los grupos terroristas como EIIL (Daes, en árabe) y Frente Al-Nusra (afiliado a Al-Qaeda).

Al referirse a la reciente conversación telefónica entre los presidentes de EE.UU. y de Rusia, Barack Obama y Vladimir Putin, respectivamente, sobre la situación en Siria, ha afirmado que Obama hizo hincapié en la necesidad del cese de las hostilidades y los esfuerzos para promover el proceso político.

Estas afirmaciones vienen una semana después de que el diario estadounidense The Wall Street Journal revelara que la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA, en inglés) está preparándose para brindar armas más poderosas a la oposición armada siria en el caso del fracaso de la tregua en Siria.

El alto el fuego en Siria, iniciado el pasado 27 de febrero, parece ser frágil. Sin embargo, Rusia, teniendo en cuenta el denominado Plan B de EE.UU. en Siria, cuestiona constantemente el compromiso de Estados Unidos para mantener el cese de las hostilidades en Siria.

Mientras tanto, el 13 de abril se dio comienzo en Ginebra (Suiza) a una nueva ronda de negociaciones sirias, que se realizan de manera indirecta y se centran en una transición política para el país, sumido desde 2011 en un sangriento conflicto que ha dejado hasta el momento más de 270.000 muertos.

zss/ktg/rba

Comentarios