• El ministro del Supremo Tribunal Federal (STF), Luiz Fux, en una sesión del STF, 20 de junio de 2017. (Foto: AFP)
Publicada: jueves, 13 de junio de 2019 17:18
Actualizada: viernes, 14 de junio de 2019 10:01

El medio brasileño Intercepción divulga otras conversaciones filtradas que demuestran la involucración de un juez del Tribunal Supremo en encarcelamiento de Lula.

Según ha revelado este miércoles el medio brasileño, se ha encontrado otros mensajes privados que muestran la participación de Luiz Fux, magistrado del Supremo Tribunal Federal (STF), en la estrategia judicial para impedir la presentación del expresidente brasileño Luis Inacio Lula da Silva en las elecciones de 2018 y avanzar así en su enjuiciamiento.

Las nuevas revelaciones del Intercepción surgen unos días después de que el medio divulgara unas conversaciones filtradas que demostraban cómo el actual ministro de Justicia de Brasil, Sergio Moro, y el fiscal del país, Deltan Dallagnol, aprovecharon del caso de corrupción de Lava Jato para obstaculizar una eventual victoria del Partido de los Trabajadores (PT) en las presidenciales de 2018.  

Conforme a la nueva publicación del medio, Dallagnol asumió al menos una vez el papel de intermediador entre Moro y Fux.

 

Según el Intercepción, Dallagnol escribió un mensaje dirigido al grupo de fiscales de la causa Lava Jato, en el cual indicaba que conversó con Fux y después copió el mismo mensaje enviandole a Moro, quien le habría contestado: “Excelente, en Fux confiamos”.

La nueva filtración ha generado una gran polémica en el gigante amazónico haciendo a que el martes miles de los ciudadanos brasileños salieran a las calles para mostrar su apoyo a su líder popular, Lula.

La Justicia de Brasil condenó al exdirigente brasileño (2003-2011) por corrupción pasiva y lavado de dinero, acusaciones que él siempre ha negado. Desde su encarcelamiento el 7 de abril de 2018, gran parte de la población brasileña ha reclamado su puesta en libertad.

En agosto de 2018, el Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil invalidó la candidatura de Lula para postularse a las elecciones presidenciales, en el marco de la llamada ley de “Ficha Limpia”, que prohíbe a los aspirantes presentarse a los comicios si tienen condenas confirmadas. Asimismo, impidió a sus correligionarios que utilizaran la figura del líder izquierdista en los debates electorales televisivos.

fmd/krd/mjs

Comentarios