• Ahmad Masud, el íder de la resistencia afgana en la provincia de Panjshir que es el hijo de excomandante afgano Ahmad Shah Masud. (Foto: Reuters)
Publicada: viernes, 3 de septiembre de 2021 18:13
Actualizada: viernes, 3 de septiembre de 2021 19:52

El líder de la resistencia afgana desmiente la conquista de Panjshir por Talibán, única provincia en que todavía sigue ondeando la bandera nacional de Afganistán.

Esto es mentira. La conquista de Panjshir será mi último día en Panjshir”, ha hecho hincapié en Twiiter, Ahmad Masud, hijo del excomandante anti-Talibán Ahmad Shah Masud.

Además, Amrulá Saleh, vicepresidente del gobierno presidido por el ya fugitivo Ashraf Qani, ha asegurado la misma jornada que todavía está en Panjshir y que la resistencia se opone a los talibanes y el grupo terrorista Al-Qaeda, que cuentan con el respaldo de Paquistán.

“Los informes de que he salido de mi país y estoy fuera de Afganistán son propaganda del enemigo”, ha recalcado.

Saleh, que combate junto a Ahmad Masud en el valle de Panjshir contra Talibán, ha afirmado que la lucha es difícil, pero que la resistencia sigue controlando la región.

Estamos bajo el ataque de los talibanes, Al-Qaeda y los terroristas apoyados por los paquistaníes. Estamos defendiendo nuestra tierra y la resistencia continúa”, ha agregado.

Este combatiente afgano ha manifestado que ambas partes han sufrido bajas y que los talibanes continúan atacando desde dos o tres frentes hoy, pero la resistencia tiene el control de la situación.

Estas declaraciones se producen después de que las fuentes talibanes hayan alegado que el grupo armado se ha apoderado este viernes del valle de Panjshir al norte de Kabul (capital afgana), la última parte de Afganistán que se resiste a ellos.

Hubo informes de intensos combates en Panjshir, que se ha convertido en un reto para los talibanes que llegaron al poder tras la toma de Kabul, el 15 de agosto después de rápidos avances en Afganistán.

La misma jornada, fuentes talibanes han anunciado que el cofundador del grupo, Abdul Qani Baradar, lideraría un nuevo gobierno afgano, el cual se anunciará pronto.

El colapso de Afganistán ocurrió poco después de que comenzara la fase final de la retirada de las fuerzas de Estados Unidos, a la cabeza de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que invadió el país centroasiático en 2001, so pretexto de luchar contra el terrorismo, deponer a Talibán y dar respaldo técnico al Ejército afgano. Sin embargo, además de no cumplir su objetivo, la situación se ha agravado con la ola de desplazados que buscan salir del territorio nacional por temor a una guerra civil.

tmv/ctl/rba