• Un helicóptero que transportaba ayuda llega a Bamdezh, en la provincia de Jusestán, Irán, 4 de abril de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: domingo, 7 de abril de 2019 10:35
Actualizada: lunes, 8 de abril de 2019 9:20

Durante las últimas semanas, los ciudadanos y varios órganos de Irán se han sumado a los esfuerzos para asistir a los afectados por las inundaciones.

Las inundaciones sin precedentes han afectado la vida cotidiana de los iraníes en 21 de las 31 provincias del país persa, lo que ha obligado a todos los órganos a ofrecer todo tipo de ayuda a los damnificados.

Lorestán es una de dichas provincias, a la que se ha enviado al menos 30 000 paquetes de alimentos básicos, según anuncia la Media Luna Roja de Irán.

Además, uno de los funcionarios de la empresa de distribución de energía de Lorestán ha informado de que 85 equipos se están esforzando para proveer suministro eléctrico a todos los pueblos golpeados en esta provincia. También se han abierto 573 vías de comunicación hacia esas localidades.

El Gobierno ha iniciado el pago de 50 millones de riales a las familias afectadas y también está previsto que se les conceda préstamos de 150 millones de riales.

Vista general de los daños producidos en la ciudad de Pol-e Dokhtar en la provincia iraní de Lorestán, 2 de abril de 2019. (Foto: AFP)

 

Juzestán se encuentra entre otras provincias afectadas, donde actualmente unas 2000 personas viven en las unidades pertenecientes al Ejército iraní y se les ofrece varios servicios, incluyendo alimentos y equipos médicos.

En esta provincia, otros entes han instalado 43 campos en los que residen casi 25 000 personas. Asimismo, todos los días y con la ayuda de helicópteros se distribuyen alimentos y productos esenciales en los pueblos asolados por las inundaciones.

Así también, se han desplegado casi 30 ambulancias para ayudar a las víctimas de las inundaciones en Juzestán.

Vista general del pueblo Bamdez, en la provincia irani de Juzestán, arrasado por las inundaciones, 4 de abril de 2019. (Foto: AFP)

 

Golestán, otra provincia que ha experimentado grandes pérdidas por las crecidas, hasta el momento ha recibido al menos 777 toneladas de artículos de primera necesidad, como parte de las ayudas a las víctimas.

Igualmente, el pueblo persa ha entregado mil millones de riales en ayuda a esta provincia, donde 17 000 viviendas y más de 300 000 hectáreas de tierras cultivas han quedado destruidas como consecuencia de las lluvias intensas.

El Ejército, el Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) y la Fuerza de la Resistencia Popular de Irán (Basich), se encuentran entre otras entidades destacadas que han enviado sus miembros a las provincias para colaborar con los damnificados.

Equipos médicos también se han instalado para ofrecer asistencia psicosocial y psicológica a los afectados, un aspecto muy importante cuando acaecen desastres naturales.

Áreas afectadas por las inundaciones en la provincia iraní de Golestán, 27 de marzo de 2019. (Foto: AFP)

 

Otras provincias afectadas son Azerbaiyán Oeste, Azerbaiyán Este, Ardebil, Zanyan, Qazvin, Kurdistán, Mazandarán, Jorasán del Norte, Jorasán del Sur, Alborz, Hamedán, Kermanshah, Ilam, Semnan, Bushehr y Fars.

Eso mientras las sanciones de Estados Unidos impiden la entrega de ayuda humanitaria de otros países a la República Islámica de Irán.

ftn/ctl/krd/msf

Comentarios