• Un soldado ruso cerca del cruce fronterizo de Nasib con Jordania en Daraa, Siria, 7 de julio de 2018. (Foto: Reuters)
Publicada: viernes, 10 de septiembre de 2021 5:08
Actualizada: viernes, 10 de septiembre de 2021 6:08

Un soldado ruso muere como consecuencia de la explosión de una bomba adosada en una carretera, mientras patrullaba en la provincia siria de Homs (centro-oeste).

El Ministerio de Defensa de Rusia confirmó el jueves que uno de sus soldados había perdido la vida, tras la explosión de una bomba, mientras realizaba una patrulla destinada a asegurar una ruta utilizada para el traslado de ayuda humanitaria en Homs.

“El 9 de septiembre de 2021, en la provincia de Homs de la República Árabe Siria, durante el reconocimiento de la ruta del convoy humanitario por parte de la Policía Militar rusa, se detonó un artefacto explosivo colocado al costado de una carretera”, anunció la referida Cartera rusa, por medio de un comunicado.

De acuerdo a la información, el militar ruso pronto fue puesto bajo atención médica, pero sucumbió a las heridas.

Además del respaldo aéreo que brinda Rusia a Siria desde 2015 en la lucha antiterrorista, Moscú ha enviado tropas terrestres al país árabe con el fin de contribuir a mantener la seguridad en una serie de zonas de desescalada que se han establecido en todo el país.

 

De hecho, con el respaldo de sus aliados, las Fuerzas Armadas sirias han podido recuperar gran parte del territorio que había caído en manos de los terroristas y, actualmente, están muy cerca de lograr la victoria final.

Conforme subrayó en agosto el comandante de las Fuerzas Aéreas rusas desplegadas en Siria, Yevgueny Nikiorov, desde 2015, los pilotos rusos han efectuado más de 100 000 vuelos operativos en el cielo sirio.

Rusia sigue al lado de Siria para recuperar Daraa

Un reciente informe dio a conocer que Rusia ha decidido duplicar el número de sus misiles de crucero Kalibr en Siria, en respuesta a la intensificación de las agresiones de grupos extremistas y para ayudar a Damasco a liberar Daraa (sur)

Siguiendo su avance exitoso para deshacerse de los remanentes de los terroristas, las fuerzas sirias, apoyadas por Rusia, entraron el miércoles en Daraa al-Balad, en el sur de la ciudad de Daraa, y comenzaron a establecer sus puestos militares en esta región. Además, izaron la bandera nacional en el barrio Al-Arbain, en el marco de un acuerdo de tregua propuesto por el Gobierno sirio, presidido por Bashar al-Asad, en el pasado mes de agosto.

tqi/cl/mkh