• Estudiantes de la Universidad Autónoma de Nuevo León de México donan sangre.
Publicada: martes, 14 de junio de 2016 18:15
Actualizada: martes, 28 de junio de 2016 4:29

El 14 de junio de cada año se celebra en todo el mundo el Día Mundial del Donante de Sangre con el objetivo de agradecer a los donantes su contribución voluntaria y desinteresada, que resulta en salvar millones de vidas.

Otro de los objetivos es concienciar sobre la necesidad de donar sangre con regularidad para garantizar la calidad, seguridad y disponibilidad de sangre y productos sanguíneos para quienes los necesiten.

Actualmente, solo hay 62 países en el mundo donde el suministro nacional de sangre procede casi en su totalidad de donaciones voluntarias no remuneradas, mientras que 40 países siguen dependiendo de donaciones procedentes de familiares o incluso de donantes remunerados.

En el mundo se recogen alrededor de 108 millones de unidades de sangre, más de la mitad de ellas en los países de altos ingresos, donde vive el 18 % de la población mundial.

Requisitos para ser donante:

1.- Tener más de 18 años y menos de 65. No obstante, si tienes más de 65 años y eres donante, puedes continuar donando hasta los 70 con un informe positivo de tu médico de cabecera. Algunos países aceptan donaciones desde los 16 años hasta más allá de los 65.

2.- Pesar más de 50 kilos. Porque las bolsas de sangre están diseñadas para 450 cc, que es un cantidad que no se puede extraer a una persona con ese peso o peso inferior.

3- No padecer ni haber padecido enfermedades transmisibles por vía sanguínea. No obstante, para donar sangre hay que estar sano y en forma.

4.- Pasar un pequeño reconocimiento médico que incluye: toma de la tensión arterial, determinación de nivel de hemoglobina y cuestionario con preguntas de salud.

5.- No estar en ayunas. En la mayoría de los países se recomienda que los donantes mantengan su ingesta habitual de alimentos y líquidos antes de la donación, pero que eviten las comidas copiosas o grasas, que pueden aumentar los lípidos de la sangre y llevar a desechar la donación.

6.- No haber donado en las últimas ocho semanas. Se puede donar sangre con un intervalo mínimo de dos meses. Los hombres pueden donar hasta cuatro veces en un año natural, y las mujeres tres. Esta diferencia no es discriminación, sino para compensar las pérdidas que tienen las mujeres por la regla.

7.- No olvides llevar el documento nacional de identidad, pasaporte o tarjeta de residencia.

Donar no engorda, ni adelgaza, ni es peligroso

1.- ¿La donación conlleva riesgos? La donación no conlleva riesgos, pero la salud y el bienestar del donante son fundamentales para los servicios de transfusión. La aguja y la bolsa de sangre vienen en envases estériles y no se vuelven a utilizar. El instrumental utilizado durante la obtención de la sangre también es estéril y nunca estará en contacto con otros donantes.

2.- ¿Interfiere en la donación el consumo de tabaco o alcohol? En el caso del tabaco, antes de la donación no influye. Después de esta, se recomienda esperar al menos dos horas para evitar mareos. El consumo de alcohol antes de la donación sí puede contraindicar la misma, dependiendo de cuándo y cuánto se haya consumido. Después de donar, hay que esperar dos horas antes de ingerir bebidas alcohólicas.

3.- ¿Puede donarse sangre teniendo tatuajes? Sí, siempre y cuando hayan transcurrido cuatro meses. En el caso de los piercings, también es necesario dejar transcurrir cuatro meses.

4.- ¿Adelgaza o engorda donar sangre? Donar sangre ni engorda ni adelgaza. El organismo repone el volumen de líquido extraído en unas 36 horas.

5.- ¿Cuál es el grupo sanguíneo más solicitado? Según explica la Cruz Roja Española, los grupos sanguíneos más comunes en la población española son el A positivo y el O positivo, con un 36 % aproximadamente cada uno. Sin embargo, el grupo más polivalente (universal) es el O negativo, dado que puede utilizarse para todos los grupos sanguíneos en una situación de urgencia; lo compone entre el 5 y el 7 % de la población.

6.- ¿Duele el proceso de extracción? Es una mínima molestia. Tanto el material de extracción como el personal sanitario están preparados para causar el menor daño. Además, se puede decir que es un ratito corto lo que se tarda en salvar vidas. En rellenar el formulario de autoexclusión, realizar la entrevista médica, completar el proceso de extracción y dedicar unos minutos a recuperarse suele tardarse aproximadamente entre 20-30 minutos.

bhr/anz/rba

Comentarios