• El portavoz de la Cancillería iraní, Said Jatibzade, en una conferencia de prensa en Teherán, la capital.
Publicada: viernes, 11 de septiembre de 2020 10:49
Actualizada: viernes, 11 de septiembre de 2020 21:14

El portavoz de la Cancillería iraní rechaza acusaciones de Microsoft de que piratas informáticos iraníes estaban tratando de influir en las elecciones de EE.UU.

“Como hemos dicho muchas veces, para Teherán, no importa quién encabece la Casa Blanca”, ha indicado este viernes el portavoz de la Cancillería iraní, Said Jatibzade, en una entrevista con la cadena estadounidense CNN.

El diplomático iraní, asimismo, ha puesto de relieve que lo que importa para Teherán es la “adhesión de Washington al derecho, las reglas y las normas internacionales”, el “cumplimiento de sus obligaciones”, así como su renuncia a la “injerencia” en otros países.

“Estados Unidos, que ha estado involucrado en elecciones en otros países durante décadas, incluido Irán, y está liderando una activa campaña de contrainteligencia hacia otros países, no está en condiciones de hacer una afirmación tan ridícula”, ha advertido Jatibzade.

 

De esta manera, ha reaccionado a las declaraciones del vicepresidente de la empresa estadounidense Microsoft, Tom Burt, quien acusó sin fundamento a los piratas informáticos con vínculos con Rusia, China e Irán de intentar espiar a personas y grupos involucrados en las elecciones presidenciales del 3 de noviembre del país norteño.

En un informe, Burt dijo que las actividades de infiltración que han detectado en los últimos meses, “dejan claro que grupos extranjeros han aumentado sus esfuerzos con el objetivo de afectar a las elecciones de 2020”.

Al igual que las elecciones de 2016, las autoridades de Estados Unidos acusan a otros países de tratar de influir en su proceso electoral.

Los servicios de inteligencia estadounidenses manifiestan que Rusia trató de ayudar al entonces candidato del Partido Republicano, Donald Trump, para que ganara las presidenciales de 2016.

Moscú en repetidas ocasiones ha negado cualquier injerencia en los comicios de EE.UU. considerando las acusaciones son “absurdas” y representan un intento de desviar la atención de los asuntos domésticos del país norteamericano.

nsr/ktg/ftn/hnb