• El presidente de la República Islámica de Irán, Hasan Rohani.
Publicada: domingo, 26 de mayo de 2019 18:16
Actualizada: lunes, 27 de mayo de 2019 2:16

El presidente de Irán, Hasan Rohani, ensalza la resistencia de El Líbano ante los agresores y asegura que Teherán se quedará junto a Beirut.

“La República Islámica de Irán seguirá como antes al lado del Gobierno y del pueblo de El Líbano”, en línea con la voluntad de los libaneses, del Ejército y de la Resistencia de este país, para mantener la unidad y defender su patria, ha prometido Rohani este domingo.

Así se ha expresado Rohani en un mensaje dirigido a su homólogo libanés, Michel Aoun, para felicitarle el aniversario de la liberación del sur libanés, el 25 de mayo de 2000, gracias a la valentía de los combatientes del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) después de 22 años de ocupación israelí.

El mandatario iraní ha hecho hincapié, asimismo, en la necesidad de mantener a la Resistencia para hacer frente a las agresiones israelíes.

La República Islámica de Irán seguirá como antes al lado del Gobierno y del pueblo de El Líbano”, en línea con la voluntad de los libaneses, del Ejército y de la resistencia de este país, para mantener la unidad y defender su patria, promete el presidente de Irán, Hasan Rohani, en un mensaje a su homólogo libanés, Michel Aoun.

 

“La naturaleza del régimen sionista, que se origina en su carácter agresor, demostró que la única manera para hacer frente a los agresores es la resistencia. Espero que este proceder continúe (…) hasta la plena liberación de todo el territorio de El Líbano”, se lee en el mensaje de Rohani.

Bajo el mismo motivo del de la misiva de Rohani, el líder de Hezbolá, Hasan Nasralá, alabó el sábado los logros y las victorias de la Resistencia libanesa frente al enemigo israelí —la mayor amenaza para Oriente Medio, conforme a la República Islámica— y expresó su gratitud a Irán y Siria por los apoyos que ofrecieron, desde 1982 hasta 2000, a la Resistencia libanesa en su lucha contra el régimen de Tel Aviv.

De acuerdo con las diferentes consideraciones realizadas por varios analistas tomando como base las circunstancias regionales, la consolidación del Eje de la Resistencia ha supuesto una pesadilla y una piedra en el zapato para Israel y EE.UU. en la región, pues ha frustrado sus complots desestabilizadores y colonialistas.

El 25 de mayo de 2000, Hezbolá derrotó a las fuerzas de ocupación del régimen israelí y las obligó a retirarse de los territorios libaneses ocupados. Este día es fiesta nacional en el país árabe y ha pasado a conocerse como el Día de la Resistencia y la Liberación.

tqi/anz/mkh/hnb

Comentarios