• El portavoz de la Cancillería de Irán, Bahram Qasemi, durante una rueda de prensa en Teherán, capital persa.
Publicada: viernes, 2 de noviembre de 2018 10:08
Actualizada: viernes, 2 de noviembre de 2018 11:03

EE.UU. busca librar una “guerra psicológica” mostrando el plazo previsto para imponer la 2.ª ronda de sanciones a Irán en el portal del Departamento de Estado.

Se trata de una “guerra psicológica masiva”, ha reaccionado el portavoz de la Cancillería de Irán, Bahram Qasemi, a la medida del Departamento de Estado estadounidense de anunciar en su sitio web la cuenta regresiva para reimponer las sanciones antiraníes.

“Al parecer, Estados Unidos no tiene bastante capacidad para presionar a otros países y empresas económicas del mundo, (…) y busca causar pánico y temor entre la nación iraní a través de propagandas y la guerra psicológica”, ha subrayado este viernes Qasemi.

El 8 de mayo, el presidente estadounidense, Donald Trump, anunció la salida unilateral de su país del acuerdo nuclear, logrado en 2015 entre Teherán y el entonces Grupo 5+1 (Estados Unidos, el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania).

Tras esa decisión, el inquilino de la Casa Blanca ordenó en agosto reimponer una primera ronda de sanciones a Irán que afectaba a la compra de dólares estadounidenses, el comercio de metales preciosos y la industria automotriz de Teherán. El venidero 4 de noviembre, dirigirá una segunda tanda de sanciones contra el sector de hidrocarburos y de la banca de Irán.

Al parecer, Estados Unidos no tiene bastante capacidad para presionar a otros países y empresas económicas del mundo, (…) y busca causar pánico y temor entre la nación iraní a través de propagandas y la guerra psicológica”, dice el portavoz de la Cancillería de Irán, Bahram Qasemi.

 

Según el portavoz persa, las sanciones que Washington buscaba aplicar a Teherán a través de presionar a la comunidad internacional no dieron resultados. Además, ha agregado, el país norteamericano fracasó en su esfuerzo para convencer a los bancos y compañías del mundo para que detengan sus negociaciones con el país persa.

Sin embargo, Qasemi ha destacado que distintos sectores del país persa ya han tomado medidas para hacer frente a las políticas excesivas de la Administración de Trump, por ello, ha afirmado, “no hay que preocuparse”.   

El martes, el canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif, advirtió de que las sanciones unilaterales de Estados Unidos tendrán “graves consecuencias” para el orden mundial.

Por su parte, el presidente de Irán, Hasan Rohani, urgió el jueves a Europa a cooperar con la República Islámica para contrarrestar el unilateralismo de Washington.

fdd/ktg/krd/hnb

Comentarios