• El premier británico, Boris Johnson, (izda.) y el presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, en Kiev, Ucrania, 17 de junio de 2022.
Publicada: sábado, 18 de junio de 2022 1:46

El premier británico promete un “gran programa de entrenamiento” a militares ucranianos con la mirada puesta en “cambiar la ecuación” del conflicto en Ucrania.

En una visita sorpresa a Kiev, capital ucraniana, el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, se ha reunido este viernes con el presidente del país eslavo, Volodímir Zelenski, para abordar varios temas, incluyendo un nuevo e importante “programa de entrenamiento militar que podría cambiar la ecuación” del conflicto en Ucrania.

“El programa dirigido por el Reino Unido instruiría a las Fuerzas Armadas de Ucrania utilizando la experiencia del Ejército británico probada en combate, permitiéndoles acelerar su despliegue, reagrupar sus fuerzas y aumentar su resistencia, mientras que continúan defendiendo la soberanía de su nación”, confirma un comunicado divulgado de manera oficial.

De acuerdo a la nota, a través del aludido programa, cada militar ucraniano tendrá tres semanas de entrenamiento de combate, además de recibir formación médica básica, destrezas de ciberseguridad y tácticas contra explosivos. El Reino Unido pedirá asistencia de los aliados internacionales, si se acuerda la iniciativa.

La publicación, además critica que la formación dada a Ucrania por el Reino Unido desde 2015 hasta febrero de este año, denominada Operación Orbital, inhabilitó a las Fuerzas Armadas ucranianas para “lanzar una feroz defensa” contra Rusia.

 

La noticia sale a la luz una semana después de que el ministro de Defensa británico, Ben Wallace, que también se encontraba en una visita secreta a Kiev, prometió “ayuda letal operativamente efectiva” a Ucrania, “a medida que la naturaleza del conflicto continúa cambiando”.

Desde el principio del conflicto, el Gobierno de Londres ha cargado contra Moscú y enviado armas letales y tropas voluntarias a Ucrania para “infligir dolor a Rusia”.

Hasta ahora, el Reino Unido ha suministrado más de 750 millones de libras esterlinas en equipo militar, incluidos más de 5000 misiles antitanque y 120 vehículos blindados, a Ucrania.

A su vez, las autoridades rusas han denunciado en varias ocasiones que Occidente está poniendo en riesgo su propia seguridad al entregar ingentes suministros de armas a Ucrania y advertido de que ese suministro echará más leña al fuego del conflicto y tendrá repercusiones trágicas.

sre/ctl/rba