• Trump enfrenta impeachment por el escándalo de Ucrania
Publicada: martes, 24 de septiembre de 2019 21:44
Actualizada: miércoles, 25 de septiembre de 2019 19:07

Los demócratas de EE.UU. anuncian el inicio formal de la destitución del Donald Trump, un proceso en que el presidente ve una oportunidad electoral.

La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, la demócrata Nancy Pelosi, ha anunciado este martes la primera fase del proceso de ‘impeachment’ (juicio político) contra el presidente Donald Trump por acciones por las que debe “rendir cuentas”. “Nadie está por encima de la ley”, insiste.

“Las acciones de la Presidencia de Trump revelaron los hechos deshonrosos de traición del presidente a su juramento del cargo, la traición a nuestra seguridad nacional y la traición a la integridad de nuestras elecciones” ha dicho Pelosi al anunciar el inicio de un proceso para destituir a Trump, del que se encargarán seis comisiones.

Después del anuncio oficial hecho por la líder de los demócratas, el presidente Trump ha denunciado que se trata de una “cacería de brujas basura”, que busca minimizar “los éxitos” que ha conseguido en el 74.º período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU), que se celebra en la ciudad estadounidense de Nueva York.

“Una jornada importante en las Naciones Unidas, tanto trabajo, tanto éxito, y los demócratas deciden estropearlo todo con una nueva [...] cacería de brujas basura” ha tuiteado el mandatario republicano.

De seguido, sin embargo, ha comentado contradiciéndose que el eventual proceso de destitución en su contra tendría un impacto electoral positivo.

“Todos dicen que sería positivo para mí en las elecciones”, ha dicho el mandatario, que en noviembre de 2020 optará a conseguir su reelección por otros cuatro años, según cita la agencia francesa de noticias AFP.

Las acciones de la Presidencia de Trump revelaron los hechos deshonrosos de traición del presidente a su juramento del cargo, la traición a nuestra seguridad nacional y la traición a la integridad de nuestras elecciones”, ha recalcado la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, la demócrata Nancy Pelosi. 

Los nuevos esfuerzos para destituir a Trump tienen relación con el nuevo escándalo que salpica al entorno del inquilino de la Casa Blanca. Rudy Giuliani, abogado personal del presidente, admitió el jueves que había pedido a las autoridades ucranianas que reabrieran la investigación sobre los negocios que posee en ese país Hunter Biden, hijo del exvicepresidente Joe Biden, el demócrata con más opciones de alcanzar la Presidencia en 2020.

LEER MÁS: Encuesta de la CNN: Más estadounidenses exigen enjuiciar a Trump

Al respecto, la candidata demócrata para las Presidenciales 2016 Hillary Clinton denunció el viernes que Trump volvió a recurrir a los extranjeros para que este vez le ayuden a ganar las elecciones de 2020.

Los resultados de la investigación realizada sobre supuesta trama rusa ratificaron, al parecer, la interferencia de Moscú en las Presidenciales 2016 y obstrucciones a la justicia por parte del círculo de Trump. Rusia, sin embargo, desmiente toda implicación en el sistema político de EE.UU., y asegura que la acusación no es más que una treta para distraer a la población de los graves problemas internos de ese país.

Las políticas de Trump, no obstante, han generado un ámbito de desconfianza entre sus propios correligionarios. El representante republicano por Michigan, Justin Amash, consideró el 18 de mayo, las decisiones del mandatario como el motivo de su eventual ‘impeachment’.

El primer intento para obligar a Trump a abandonar el cargo se realizó en julio de 2017, tan solo unos meses después de ganar las últimas elecciones generales de noviembre de 2016 y llegar a la Casa Blanca en enero de 2017.

ask/hnb/nii/

Comentarios