• El portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Zhao Lijian, en una conferencia de prensa, Pekín, 8 de abril de 2020.
Publicada: jueves, 16 de septiembre de 2021 22:03

China denuncia que la alianza entre EE.UU., Reino Unido y Australia es un instrumento geopolítico contra la estabilidad y la paz en la región del Indo-Pacífico.

Tras una reunión virtual sostenida el miércoles con los primeros ministros del Reino Unido y Australia, Boris Johnson, Scott Morrison, respectivamente, el presidente de EE.UU., Joe Biden, anunció que los tres países habían llegado a un acuerdo militar para apoyar a Australia en desarrollar submarinos de propulsión nuclear; una medida que busca frenar la creciente influencia de Pekín en la región del Indo-Pacífico.

En reacción, el portavoz de la Cancillería de China, Zhao Lijian, ha criticado con dureza el ambicioso pacto militar que lleva el nombre de AUKUS (del acrónimo en inglés de Australia, Reino Unido y Estados Unidos) al prever que este pacto socavará la estabilidad y paz regional y aumentará la carrera de armas.

“EE.UU., El Reino Unido y Australia se están implicando en una cooperación en submarinos de propulsión nuclear que socava gravemente la paz regional y la estabilidad, agrava la carrera de armas y hiere los esfuerzos internacionales por la no proliferación”, ha dicho Zhao, tal como informa este jueves la página web de la Cancillería china.

 

Asimismo, el vocero ha calificado la firma del AUKUS de un acto “extremadamente irresponsable” que, según Pekín, demuestra una vez más que las partes están utilizando sus exportaciones nucleares como una herramienta para juegos geopolíticos.

Es más, ha cuestionado la sinceridad de Australia como Estado no poseedor de armas nucleares bajo el Tratado de No Proliferación Nuclear (TNP), y parte del Tratado de No Proliferación Nuclear en el Pacífico Sur, que no cumplió sus compromisos y ahora está importando tecnología de submarinos nucleares de valor estratégico y militar.

De igual forma, Zhao ha hecho hincapié en que cualquier mecanismo en la región debe estar en consonancia con el proceso de paz y desarrollo, la participación en la promoción de la confianza mutua, y nunca debe ser un objetivo contra un tercero o socavar su intereses.

Lanzar monopolios y grupos cerrados va en contra de la tendencia actual y la voluntad de los países, y al final, no ganará ningún apoyo y no irá a ninguna parte, ha adelantado el funcionario chino y advertido a las partes del tratado que abandonen su mentalidad de suma cero de la era de la guerra fría y su percepción geopolítica, ya que de lo contrario, su trabajo acabará disparándose en el pie.

sbr/ncl/mkh