• Atentado de Talibán deja 20 muertos y 95 heridos en Afganistán
Publicada: jueves, 19 de septiembre de 2019 6:21
Actualizada: jueves, 19 de septiembre de 2019 21:09

Unas 20 personas han muerto y otras 95 resultado heridas en un atentado con coche bomba en la ciudad de Qalat, en la provincia de Zabul, en el sur de Afganistán.

Unas 20 personas han muerto y otras 95 resultado heridas en un atentado con coche bomba en la ciudad de Qalat, en la provincia de Zabul, en el sur de Afganistán.

Un integrante del grupo armado Talibán ha hecho estallar un camión cargado de explosivos cerca de un hospital que está muy próximo a un cuartel de la Dirección Nacional de Seguridad (DNS, la agencia de Inteligencia afgana) en Qalat. El ataque ha provocado la muerte de 20 personas, han informado medios afganos.

Se espera que la cifra de las víctimas aumente, puesto que los rescatistas están removiendo los escombros y algunos de los heridos presentan un estado crítico de salud.

El grupo Talibán se ha atribuido la autoría del ataque y ha asegurado que el objetivo del atentado era un edificio cercano de cuartel de la Dirección Nacional de Seguridad de Afganistán que ha sido destruido totalmente.

LEER MÁS: Una explosión sacude barrio cercano a embajada de EEUU en Kabul

A su vez, un alto funcionario del Ministerio afgano de Defensa, bajo condición de anonimato, afirmó que” la bomba era enorme y fue transportada por un mini camión”.

Otra fuente del Ministerio afgano, asimismo, ha indicado que los miembros de Talibán querían atentar contra una base de entrenamiento de la Dirección Nacional de Seguridad, pero estacionaron el coche bomba cerca de la puerta de un hospital cercano.

Hay Atta Jan Haqbayan, miembro del consejo provincial de Qalat aseguró que varias mujeres, niños, trabajadores de salud y pacientes en el hospital resultaron gravemente heridos en la explosión.

Este ataque se produce a pocos días de las elecciones presidenciales del próximo 28 de septiembre. El martes, al menos 48 personas murieron en dos atentados suicidas, uno contra un mitin electoral del presidente afgano, Ashraf Ghani, y el otro apuntó un centro de reclutamiento del ejército en Kabul.

Desde julio de 2018, los representantes de los talibanes y las autoridades estadounidenses han mantenido nueve rondas de negociaciones, según afirma Washington, para hablar de la paz en el país asiático, transcurridos más de 18 años de la desastrosa invasión de EE.UU. a Afganistán.

El pasado 9 de septiembre, el magnate norteamericano dio por “muertas” las conversaciones de paz, pretextando un atentado perpetrado por Talibán en Kabul, capital afgana, en el que murieron 12 personas, incluido un soldado estadounidense.

Los talibanes, muy críticos con la presencia militar extranjera en su país, dudan de que la Administración del presidente de EE.UU., Donald Trump, quiera la paz en Afganistán, por lo que han prometido seguir con los combates contra las fuerzas invasoras y el Ejército afgano, al que consideran un “títere” de EE.UU.

LEER MÁS: Talibán advierte a Trump de efectos de cancelación de diálogos

Desde 2001, Afganistán sufre una especie de invasión de EE.UU. y sus aliados en la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), que desplegaron tropas allí so pretexto de derrocar a los talibanes. No obstante, pasados más de 18 años, la inseguridad sigue reinando en el país y los civiles son las principales víctimas de esta prolongada guerra.

mkh/ncl/hnb

Comentarios