• El príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamad bin Salman (izda), se reúne con el presidente de EE.UU., Donald Trump, 20 de marzo de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: jueves, 25 de abril de 2019 17:15

El movimiento popular yemení Ansarolá dice que, bajo la tutela de EE.UU., Arabia Saudí puede tapar sus crímenes, ejecuciones extrajudiciales, entre otros.

“Si no fuera por (la protección de) Estados Unidos, el régimen saudí no se habría atrevido a cometer tales crímenes. Es EE.UU. el que le proporciona a Arabia Saudí la cobertura y la protección necesarias”, ha afirmado el movimiento popular yemení en un comunicado publicado este jueves.

Ansarolá les ha pedido a las naciones del mundo que “repudien las políticas opresoras y hostiles” de Arabia Saudí y que consideren a las autoridades de ese reino como “culpables” por los crímenes y la opresión del pueblo saudí.

Según el movimiento yemení, la “política de asesinato, destrucción y represión con hierro y fuego de las naciones es el método del régimen saudí para mantenerse en el poder. “La historia de la monarquía saudí está llena de crímenes, asesinatos, mercenarios”, ha añadido.

En otra parte de su declaración, Ansarolá ha pedido a la comunidad internacional que condene las acciones de Riad para matar, destruir y bloquear a Yemen y cometer los crímenes más horribles en el país más pobre del mundo árabe.

Si no fuera por (la protección de) Estados Unidos, el régimen saudí no se habría atrevido a cometer tales crímenes (decapitaciones de 37 disidentes de Riad) Es EE.UU. el que le proporciona a Arabia Saudí la cobertura y la protección necesarias”, ha afirmado el movimiento popular yemení Ansarolá.

 

El martes, el Ministerio del Interior de Arabia Saudí anunció la ejecución de 37 personas, la mayoría de ellas activistas chiíes, bajo acusaciones de supuesto “terrorismo”.

El miércoles, la alta comisionada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, condenó las “impactantes” ejecuciones en Arabia Saudí. Bachelet solo llegó a condenar la bárbara actuación, porque a su juicio, no había motivo para impulsar una acción concreta en contra de Riad.

Diferentes oenegés y organizaciones pro derechos humanos, como Human Rights Watch (HRW) y Amnistía Internacional (AI), han denunciado en reiteradas ocasiones el aumento exponencial de la represión, el arresto y la encarcelación por Riad de activistas a los que, además, se somete a brutales torturas y agresiones sexuales incluidas.

snz/ctl/krd/alg

Comentarios