• Los partidarios del movimiento popular yemení Ansarolá blanden sus armas durante una manifestación en contra de los ataques aéreos saudíes en Saná, capital yemení. 8 de mayo de 2015
Publicada: viernes, 8 de mayo de 2015 17:59

Decenas de miles de ciudadanos yemeníes han salido este viernes a las calles de la capitalina ciudad de Saná para manifestar su repudio a la incesante agresión militar de Arabia Saudí y sus aliados contra su país.

'Rey Salman, tú eres el perdedor, tú fracasarás', '¡Abajo EE.UU.!', '¡Abajo Israel' y 'Al final vamos a salir victoriosos', corean los manifestantes.

"Rey Salman, tú eres el perdedor, tú fracasarás", "¡Abajo EE.UU.!", "¡Abajo Israel" y "Al final vamos a salir victoriosos", han coreado los participantes en la manifestación, además de reiterar su voluntad para seguir la resistencia ante los ataques saudíes.

Uno de los organizadores de la protesta ha afirmado en un discurso que "aquellos que han traicionado a Yemen y se han aliado con Riad para vender su patria serán olvidados en el tiempo".

"El pueblo de Yemen se mantendrá firme frente a esta agresión", ha resaltado para después insistir en que "la alianza contra la nación yemení ha comenzado a desintegrarse".

Los manifestantes también han expresado su apoyo a los residentes de la provincia noroccidental de Saada que durante los últimos días han sufrido una ola de bombardeos aéreos saudíes.

"Vamos a seguir la lucha para liberar cada metro de nuestra tierra", ha recalcado un activista, quien ha puesto de relieve que Arabia Saudí y sus aliados tienen como objetivo "convertir Yemen en tierra de conflictos".

El portavoz militar saudí, Ahmad al-Asiri, informó el jueves de la decisión de Riad de continuar sus bombardeos contra Saada, mientras horas antes, el canciller saudí, Adel al-Yubeir había propuesto un alto el fuego de 5 días para permitir la llegada de las ayudas humanitarias a Yemen.

Caza F-15 de Arabia Saudí

 

Por otra parte, los cazas saudíes han lanzado este viernes octavillas en Saada, advirtiendo a sus residentes de los nuevos ataques aéreos, lo que ha desatado un gran pánico y el desplazamiento de miles de civiles en la zona.

El pasado 26 de marzo, Arabia Saudí lanzó una ofensiva militar contra Yemen, prescindiendo del permiso de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en un intento por eliminar de la ecuación al movimiento popular Ansarolá y restaurar en el poder al expresidente fugitivo Abdu Rabu Mansur Hadi, un estrecho aliado de Riad.

Sin embargo, el régimen de Al Saud pese a recurrir a todo tipo de medidas, incluido el uso de bombas de racimo y de fósforo blanco, en sus ataques a Yemen, no ha logrado ninguno de sus objetivos principales: por un lado siguen los avances de Ansarolá en el territorio yemení y por otro, Mansur Hadi que ha huido a Arabia Saudí todavía parece muy lejos de retornar al poder.

rba/ncl/nal

Comentarios