• El canciller de Turquía, Mevlut Cavusoglu, en una conferencia de prensa en Ankara, 28 de octubre de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: viernes, 1 de noviembre de 2019 19:23
Actualizada: viernes, 1 de noviembre de 2019 22:42

Turquía afirma que su ofensiva militar en el norte de Siria frustró un complot urdido por Israel y Francia para establecer un estado kurdo en esa zona.

“Frustramos una gran conspiración. Los PKK (siglas en kurdo del Partido de los Trabajadores del Kurdistán) y las YPG (siglas en kurdo de las Unidades de Protección Popular) buscaban establecer un gobierno allí (norte de Siria) dirigido por Francia e Israel”, ha indicado este viernes el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, citado por el diario local Hurriyet.

Turquía lanzó el 9 de octubre —pese al rechazo del Gobierno de Damasco— una ofensiva en el norte sirio con el fin de crear una “zona segura” a lo largo de la frontera que comparte con el país árabe y limpiar la zona de las milicias kurdas a la que considera “terroristas”.

El país euroasiático, posteriormente, alcanzó acuerdos, en separado, con EE.UU. y Rusia, según los cuales, dejaría de atacar a los milicianos kurdos a condición de que se retiraran de la zona.

Frustramos una gran conspiración. (Los milicianos kurdos) buscaban establecer un gobierno allí (norte de Siria) dirigido por Francia e Israel”, indica el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu.

Al respecto, Cavusoglu ha asegurado que dichos pactos ayudaron a que Ankara cumpla su deseo de expulsar a los kurdos de la zona, sin sufrir el mínimo daño.

Varios observadores han dicho que París y el régimen de Tel Aviv buscan crear un “Kurdistán sirio”. De hecho, los kurdos han mantenido desde hace tiempo cooperaciones con EE.UU. y sus aliados en el noreste de Siria, entre ellos Francia e Israel.

LEER MÁS: Turquía tacha de ‘invasión’ si Francia envía fuerzas a Siria

LEER MÁS: Revelado: Israel trata de fragmentar Siria y crear un Estado kurdo

Ese respaldo a los kurdos se ha convertido en uno de los principales puntos de tensión entre Ankara y los países que apoyan esa idea, muchos miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Ante de la ofensiva turca a los kurdos, Francia ha detenido las exportaciones de armas a Turquía y el régimen de Israel ha dicho que consideraba enviar asistencia a las milicias kurdas.

tqi/ncl/alg/hnb

Comentarios